Violencia intrafamiliar, origen del caso Palacios-Quiñones

Fuentes anónimas confirmaron a La Afición que la pelea no se dio en un bar, sino en casa de William, luego de que éste golpeara a su esposa, a lo que su compañero intervino

Julián Quiñones en el bar previo a la riña
Julián Quiñones en el bar previo a la riña (Cortesía)

Ciudad de México

El tema de William Palacios y su baja definitiva de Lobos BUAP, además de la multa a Julián Quiñones, tiene un trasfondo mayor al que comentaron en el comunicado emitido por la institución el domingo.

Una fuente que prefirió estar en el anonimato, contó a La Afición cómo se generó la situación desde que estuvieron en La Santa. Los jugadores de Lobos se encontraban con otros amigos tomando en el lugar, cuando decidieron ir a la casa de Palacios a seguir la fiesta. Ya en el lugar, Palacios comenzó a ponerse violento y golpeó a su esposa.

Al ver la situación, Quiñones intervino para separar a William y evitar que siguiera lastimando a la mujer, pero como Palacios se enfureció más, Julián tomó un cuchillo y en el forcejeo le propinó algunas cortadas al colombiano de la sub 20.

Tras la riña, ambos jugadores terminaron heridos y fueron llevados al hospital. Al enterarse del tema, la directiva trató de manejar la situación con la mayor discreción posible, sin embargo, no ha sido suficiente ante las versiones de quienes presenciaron la pelea.

En esta imagen tomada por William Palacios en el bar, este sábado, se observa a Julián Quiñones conviviendo con las personas que se acercaban a él para tomarse fotos y convivir con el goleador del equipo en este inicio de torneo.