Huye inculpado por reventa en Brasil

Ray Whelan, director de la empresa MATCH, que oferta entradas de hospitalidad para la Copa del Mundo, fue liberado provisionalmente por un juez después de ser señalado como el principal responsable de la red ilegal de boletos 



Ray Whelan, director del grupo MATCH
Ray Whelan, director del grupo MATCH (Ap)

Río de Janeiro, Brasil

El director de MATCH, el británico Ray Whelan, acusado de revender boletos del Mundial, huyó de la justicia. 

"Salió por la puerta de servicio, lo vimos en las cámaras, saliendo apurado. Es considerado prófugo", dijo el investigador Fabio Barucke, a cargo del caso.

Barucke, junto a la policía, se dirigió al hotel Copacabana Palace, de Río de Janeiro, para volver a detener a Whelan, ejecutivo del grupo MATCH, a quien la policía acusó de ser la fuente principal de boletos del Mundial para revenderlos a través de una tercera persona.

Lo que comenzó como una investigación por la reventa ilegal a nivel callejero, será expandida para llegar hasta las altas esferas, apuntó Barucke.

La policía sólo ha analizado la mitad de las cerca de 50 mil llamadas telefónicas que grabó entre los revendedores y dirigentes que les suministraron entradas. 

Whelan fue arrestado y liberado a la mañana del 8 de julio. El ejecutivo había negado cualquier delito.