Grito de 'puto' no es agresión: González Iñárritu

El director de selecciones nacionales dijo que el área jurídica de la Federación Mexicana de Futbol ya respondió a la FIFA y consideró que el tema de debe analizarse a profundidad.

Héctor González Iñárritu, director de selecciones nacionales de la Federación Mexicana de Futbol.
Héctor González Iñárritu, director de selecciones nacionales de la Federación Mexicana de Futbol. (Cuartoscuro)

Ciudad de México

La costumbre de la afición mexicana de gritar "puto" en los partidos del Tri no es una agresión física ni verbal, afirmó Héctor González Iñárritu, director de selecciones nacionales.

Informó que el área jurídica de la Federación Mexicana de Futbol ya respondió a la FIFA, luego de que el organismo decidiera abrir una investigación por cantar "insultos anti-LGTB" de la afición hacia el portero de Brasil, Julio César, en el partido disputado el martes en Fortaleza.

En entrevista con Ciro Gómez Leyva en Radio Fórmula, González Iñárritu dijo que la sanción, si se aplica, podría ser sólo económica y que no está en riesgo la participación de la selección mexicana en el Mundial.

El grito "no es un agresión física, no lo consideramos como agresión verbal. En todos los estadios le gritan al portero muchas cosas, gritan varias letanías con ofensas y groserías para desconcentrarlo", dijo.

Recordó que en la inauguración del Mundial de Brasil los asistentes lanzaron insultos a las autoridades del país anfitrión, además de que en los primeros partidos de la Compa del Mundo también ha habido expresiones de la afición contra los árbitros y jugadores.

"Esto se puede volver un problema mundial las costumbres de todas las aficiones del mundo", consideró.

"En un Mundial es complicado decirle a 12 mil personas que no expresen su alegría o su tristeza".

El director de selecciones nacionales dijo que evalúan si exhortarán a la afición mexicana a que no grite a los rivales.

Afirmó que la expresión de la afición es una manera de divertirse y "hay que entenderlo así".

Ayer, la FIFA informó que abrió una investigación por los gritos de 'puto' de la afición mexicana. En un comunicado, el organismo reportó que los dos grupos de aficionados (mexicanos y brasileños) insinuaron gritos "anti gays" en el estadio.