Por orden del cuerpo técnico, no operarán a la "Chofis" de la pubitis

Buscarán que Javier Eduardo López salga de este trance negativo mediante terapias y una pausa a sus entrenamientos.

Javier ‘Chofis’ López marcó en el último minuto
Javier ‘Chofis’ López dará una pausa a sus entrenamientos y se someterá a terapias. (Imago7)

Guadalajara

Desde febrero Javier Eduardo López presenta una pubalgia que lo ha marginado física y futbolísticamente, de hecho en más de cuatro meses la Chofis se tuvo que infiltrar por ese malestar.

La situación se complicó en demasía para el jugador del Rebaño pues los dolores en la pubis no lo dejan hacer cosas normales, como caminar, correr, dice que hasta dormido le duele, luego de considerar que fuera sometido a una operación el próximo miércoles, el cuerpo técnico de Chivas decidió que se recupere mediante terapias y una pausa a sus entrenamientos.

“Me dolía hasta toser. Cambiar de posición a la hora de dormir me dolía. No puedo manejar, al final ni correr, me cuentan muchas personas que es de las peores lesiones que te pueden pasar”, señaló Javier.

El procedimiento era el siguiente, a la Chofis lo inyectaban en la zona del pubis para que el dolor disminuyera, y pudiera jugar, a esa inyección se le conoce como infiltración, y así estuvo en cada partido hasta que ya no pudo más.

El problema fue hasta el partido en Pachuca, cuando el Rebaño empató contra los Tuzos, la Chofis, quien venía siendo titular, ya no jugó más ese encuentro de titular y entró y las razones ya eran conocidas por todo el entorno rojiblanco.

“Me estaba infiltrando desde hace meses, pero ya el dolor no me permite jugar. Me ponían a mí porque los otros lesionados estaban en muletas, pero ya no puedo más”, señaló después del juego en Pachuca donde empataron sin goles.

El domingo por la noche le dijeron a la Chofis López que lo mejor para él era la operación y que lo intervendrían el miércoles en la clínica de Rafael Ortega, de hecho el jugador ya se había hecho a la idea de que tendría que pasar por el quirófano. Con este procedimiento quirúrgico que anteriormente se había hecho Héctor Reynoso y el Capi Morales, la Chofis tendría que parar de cuatro a seis semanas perdiéndose así de menos dos partidos, el debut ante Toluca, la visita al cruz Azul y la visita de los Rayos del Necaxa.

Ahora buscarán que la Chofis salga de este trance negativo mediante terapias y una pausa a sus entrenamientos, por ejemplo no podrá hacer su etapa fuerte en playa con el Rebaño, será una baja sensible porque no sólo tendrá que parar seis semanas, sino que el fondo físico que se gana en estas semanas en Cancún lo tendrá que ir ganando con el torneo en juego, eso significaría que no tenga acción varios encuentros más.

GPE