ENTREVISTA | POR JESÚS HERNÁNDEZ TÉLLEZ

Omar Bravo vuelve por segunda vez a Verde Valle. Ahora llega como líder y estandarte de este equipo que sufrió un 2013 de pesadilla.


Un Chivas ávido de protagonismo

"Debe ser 2014 el año de Guadalajara"
Omar Bravo delantero de Chivas. (Mexsport)

Guadalajara

Chivas tiene la obligación de regresar por los fueros que le pertenecen. Este 2013, la grandeza de Chivas quedó en entredicho, pero el 2014 tiene que ser diametralmente distinto, así lo sentenció Omar Bravo, delantero del Rebaño, en un mano a mano con La Afición.

El mochiteco afirmó que pese a que en este momento las Chivas no arranca como favorito es obligación de los actuales jugadores regresarle el brillo, la grandeza al cuadro de Verde Valle, luego de que por un mal año de resultados negativos ahora se encuentran peleando en la zona roja del descenso.


¿Qué ha cambiado del Chivas versión 2006 cuando fueron campeones, al de ahora donde ya no hay jugadores que estuvieron muchos años contigo?


"Partiendo de eso es un cambio generacional, ya hay otros jugadores, diferente entrenador, otra estructura y siempre esperando que los resultados se den para que estas cosas tengan un sustento, creo que los jóvenes que están ahora tendrán que ir asimilando la parte que les toca por su juventud, su descaro, su irreverencia, y soltarse, este equipo está ávido de protagonismo porque la gente así nos lo está exigiendo y hay que amalgamar con los jóvenes y nosotros los de experiencia para hacer un buen equipo".


¿Extrañas algo de las Chivas campeones en 2006?


"No extraño nada porque todo lo disfruté en su momento. Gozamos y ganamos muchas cosas, perdimos otras también, pero ya está. Es parte del pasado, no se puede generar un parámetro siquiera del equipo que perdimos la final de la Copa Libertadores, eso ya se vivió y no se es campeón acá desde 2006 y como lo decía, la gente quiere protagonismo, sentirse identificada con el equipo. Decir 'soy Chiva y mi equipo pelea por los primeros lugares', hay que pelear contra los mejores, contra León, América, los dos del norte, Tijuana, ellos pelean por el título y Chivas no debe ser la excepción".


¿Es poco un campeonato en siete años para Chivas?


"Yo considero que sí, para Guadalajara, que debe estar peleando los primeros lugares siempre y desde 2006 no se ha ganado nada, más allá de la final de la Libertadores y ya es momento de disfrutar de esas cosas".


¿Ver al América tan bien, qué genera?


"Incomoda, claro que incomoda porque deportivamente es el rival odiado de este equipo, se les desea suerte y nada más, ya después llegará el momento de vernos las caras y ver quién es mejor este año, que espero que sea rojiblanco".


¿Portar el gafete de capitán qué significa, estás preparado?


"Esa parte la define el entrenador, referentes o líderes en el equipo tienen que existir en toda la cancha, no sólo el que porte el gafete, eso se decidirá en su momento y el que lo haga o quien lo llegue a portar tendrá el respeto del grupo, con respeto, con solidaridad, pero líderes tiene que existir muchos en un equipo".


¿Los juveniles que hay en este momento cómo ves a estas generaciones?


"Ojalá pertenezcan a esas generaciones que dan, porque hay generaciones que no dan, entonces nosotros tratamos de orientarlos, enseñarles el camino, como se dice, en la Primera División. Hay gente como Israel Castro que tiene una trayectoria de unos trece o catorce años, en lo personal, también Márquez Lugo y hay varios que tienen diez años en Primera y hay que mostrarles el camino, sin que dejen de ser, con esa irreverencia, con su descaro y que lo puedan demostrar en la cancha, que pertenezcan a esa generación que da y que sepan dónde están parados con esta camiseta".


¿Se les puede exigir a los jóvenes?


"Por supuesto, y ellos a nosotros igual, nosotros partiendo con el ejemplo y de encarar los partidos y ellos con su pegada, su fuerza, su juventud para poder ayudar en todas líneas".


Sobre la planeación del equipo para este 2014 Bravo afirmó que la directiva ha hecho un buen trabajo, que han contratado a gente capacitada y con calidad en la parte baja y que no ve a Chivas diezmado con relación a otros planteles.

"Veo a un equipo muy equilibrado, a lo mejor no con nombres tan mediáticos, se pudiera decir, pero muy serios, con gran trayectoria, con gran personalidad, gran profesionalismo y eso no tengo duda, tengo confianza de que el equipo tendrá solidez y esperemos que los resultados se den de a poco, pero sí garantizando que tendrá mucha intensidad".

Si bien es cierto que la afición rojiblanca se quedó con ganas de un fichaje estelar como el de Carlos Salcido o Carlos Gullit Peña, el de Los Mochis, afirmó que el tener un equipo con perfil bajo puede ser la llave para los éxitos.

"Quizá sea el perfil bajo, de que no se cuenta con esos nombres que se mencionan, pero el equipo va asimilando lo que quiere Real y partiendo de esa parte, y después con una idea futbolística que pueda sacar los resultados que la gente quiere, ganar y jugar bien".