Partido vital en San Nicolás

Chepo jamás ha perdido tres partidos en fila.

Chepo de la Torre señala que tuvieron un rival muy ordenado que les ganó muchos aspectos.
Chepo de la Torre (Carlos Zepeda)

Guadalajara

El Rebaño se juega mucho más que tres puntos en el Volcán. En el plano personal el Chepo de la Torre tiene ante sí el peor escenario posible. José Manuel de la Torre Menchaca está por rozar sus peores números como profesional. El Chepo nunca ha perdido tres partidos consecutivos desde que debutó como entrenador en el lejano 2006.

Los rojiblancos tienen dos derrotas en este certamen, cayeron en Veracruz y ante la Máquina de la Cruz Azul y aún no logran hacer un gol en estos dos partidos y ahora se meten a San Nicolás de los Garza con la intención de cortar esta inercia negativa y regresar con el triunfo de Nuevo León.

Chepo de la Torre tiene 49 años, tres títulos como técnico y cuatro lesionados que le hacen aún más corto a su plantel, y se juega una marca nada grata y es que un timonel acostumbrado a los lideratos, a ver en qué jornada perdían el invicto sus equipos, ahora vive lo que puede ser la peor racha como estratega, en casi una década nunca ha perdido tres partidos de Liga de manera consecutiva, ni de Liguilla, ni dirigiendo a la selección nacional. El reto 2015 puede matizar la carrera del Chepo de la Torre.

Estos números son malos para lo que tiene acostumbrado el Chepo de la Torre y es que por ejemplo en la temporada de 2006 cuando fue campeón con Chivas jugó 25 partidos, por los dos de repesca y a lo largo de ese certamen sólo cayó en cinco oportunidades, en este torneo arrancó con dos derrotas en el mismo número de partidos.

Cambios

 Para el tercer duelo de la temporada el Chepo de la Torre mandará un once diferente a la cancha y es que no puede repetir su once, cuando no son lesiones, son suspensiones, Oswaldo Alanís, Jair Pereira, Marco Fabián e Isaac Brizuela están lesionados y el Chapo Sánchez, quien se hizo expulsar en el último minuto ante Cruz Azul tampoco está elegible.

Ante tantos movimientos el Chepo probó con Michael Pérez como volante de recuperación junto con Israel Castro y esto es porque Carlos Salcido fue bajado a la central, para que con su experiencia pueda solucionar los huecos que dejaba Miguel Basulto, quien ni siquiera viajó con el equipo para este compromiso en San Nicolás de los Garza.