Quiere dejar a Chivas con una ventaja

Carlos Salcedo explicó que existe el compromiso de ayudar a que su equipo acumule puntos para después irse en paz al Preolímpico


Carlos Salcedo, jugador de Chivas y de la Selección Mexicana
Carlos Salcedo, jugador de Chivas y de la Selección Mexicana (Alberto Jorge Hernández)

CIUDAD DE MÉXICO

L a mayoría de sus gestos responden a su condición de líder natural: Es franco y comprometido dentro y fuera de la cancha. Carlos Salcedo sorprendió a más de uno con su calidad en Chivas, se le cuestionaron muchas cosas, y al ­final, se ha convertido en una pieza importante en el club y ahora, en la selección Sub 22.

El defensa tiene clara su responsabilidad en ambos equipos. Pero al igual que otros seis compañeros, está en una encrucijada, porque Chivas se siente herido al tener que cederlos al Tricolor cuando pelean por no descender.

 Pero el futbolista sabe cómo minimizar el impacto que dejará el hueco de estos futbolistas.

-¿Inquieta en algo al jugador la postura de Chivas?

“Se vienen tres partidos (amistosos con el Tricolor). La verdad lo hemos platicado entre nosotros, queremos sacar los mayores puntos posibles para que en Chivas nos digan, ‘ok, van a la selección’, para quedar bien en la porcentual, ya sabemos en donde va a quedar el equipo con nueve puntos más. Por otro lado, siempre queremos estar en la selección, sabemos que queremos llevar a México a lo más alto del futbol mundial, sabemos lo que signifi­ca cali­ficar a los Olímpicos”.

Salcedo insistió en ese renglón, en lo bien que deben hacer las cosas con el Guadalajara en estos tiempos en los que se les juzga tanto y en el que la suma de puntos dan tranquilidad.

“Eso es lo que nos corresponde a nosotros, dejar a Chivas en la cima, donde todo México quisiera ver a Chivas, esa es nuestra responsabilidad, por eso vamos a luchar cuando regresemos al equipo, ser jugador de selección te exige dar todo, aquí y en tu club”.

Por lo pronto, la preparación en la Sub 22 debe ser a tope, pues se acerca el Preolímpico: “Estas fechas FIFA nos ayudan bastante para que el equipo se ponga a punto, y eso siempre es bueno, el tener el mayor tiempo posible para lo que se viene que es algo grande. Sabemos que clasifi­car a los Olímpicos es algo grande, y que los equipos de Concacaf vienen en ascenso, y eso nos exige llegar en un nivel avanzado o alto para la competencia”.

Carlos no le teme a la presión, sobre todo a aquella que surge en la selección Sub 22 que enfrentará el próximo año los Juegos Olímpicos.

Y es que, el oro que se consiguió en el 2012 en Londres, ese que México luce en sus vitrinas, sin duda cambia las exigencias para este equipo, que aún no juega el Preolímpico (a celebrarse del 1 al 3 de octubre), y muchos ya le piden emular aquella presea, que dicen, es el máximo logro en el balompié azteca.

“Tenemos que ir paso a paso, sabemos que el Preolímpico es primero, y después de ahí tenemos que pensar en los Olímpicos, tenemos que asimilarlo, y la verdad el equipo se encuentra muy bien”.

Eso sí, la exigencia la tiene clara, y como el resto del plantel, saben que tienen que rendir buenas cuentas cuando se trata de defender los colores de la selección. Para empezar, ya hay un prestigio bien ganado, pues en el mundo saben de la capacidad del futbol mexicano.

“Presión siempre va a haber, es una selección, a México siempre se le exige estar en primeros lugares, tanto en Concacaf como en otro torneo, por lo que representa México a nivel mundial. Nosotros somos conscientes de lo que hizo la generación pasada que fue extraordinario, pero queremos escribir nuestra propia historia, cada generación busca hacer su camino, eso nos motiva, aunque exigencia siempre habrá en esta selección, y debemos saber manejarla para bien”.

En el Preolímpico, el Tricolor encabezará el Grupo B. Honduras, Haití y Guatemala o Costa Rica, complementan el sector. La máxima en el equipo que dirige Raúl Gutiérrez es no ver al enemigo por abajo del hombro.

“Siempre es bueno no ir con la sobre con­fianza, porque te hace pensar ‘esto va a ser fácil, se consigue igual’”, dijo.

Apenas respiró y prosiguió: “La selección pasada, hablando con Ponce, con Fabián, con varios que estuvieron ahí y que son compañeros míos, hace cuatro años se fueron a tiempo extra contra Canadá y eso nos exige a nosotros porque además somos el equipo a vencer en el área. No va a ser fácil, pero por eso el equipo se prepara, por eso tiene la exigencia y presión que te hace no relajarte y llegar en un nivel alto a las competencias”.

Otro de los puntos importantes en este conjunto es la experiencia de los jugadores, la mayoría tiene recorrido en Primera División.

“Checas línea por línea y todos tienen experiencia, liderazgo, tanto en su club como aquí, todos tratan de aportar, no hay quién se sienta por encima del grupo, tenemos once líderes, pese a que el profe tiene un capitán. Once líderes siempre va a ser bueno, porque todos tratan de tomar ese rol”.

Salcedo es de los hombres que sabe lo que es ser titular en Primera División, suma 2,259 minutos con Chivas en dos torneos (además de su recorrido en la MLS). No obstante, esto no le garantiza la titularidad en el combinado nacional, sabe que no será fácil la lucha por un puesto entre los indiscutibles.

“Estoy agradecido con Raúl, pero no por ser el jugador que tiene más minutos junto a otros, no por ello tienes un lugar asegurado. La competencia siempre es buena, porque te hace no entrar en confi­anza. La exigencia y la motivación nos hace crecer”.