Con ‘Hat-Trick’ de Falcao, Mónaco gana por goleada

El colombiano marcó tres de los cuatro goles que dieron la victoria al club francés ante el Dijon, quien únicamente hizo una anotación; Kylian Mbappé permaneció en la banca

Radamel Falcao celebrando tras anotar el cuarto gol del partido
Radamel Falcao celebrando tras anotar el cuarto gol del partido (Reuters)

París

El Mónaco goleó al Dijon en su estadio por 4-1 con un triplete del colombiano Radamel Falcao, este domingo en la segunda jornada francesa, mientras que el Lille de Marcelo Bielsa cayó por 3-0 ante el Estrasburgo en un partido en el que el argentino utilizó tres porteros.

Falcao hizo olvidar la suplencia del francés Kylian Mbappé, que se quedó en el banquillo por decisión técnica y nos disputó ni un solo minuto (a la espera de que se resuelva su futuro), y pronto abrió el marcador a la salida de un córner (3).

El brasileño Jemerson hizo el segundo (25) rematando otro saque de esquina y de nuevo el colombiano amplió distancias con una preciosa rosca desde fuera del área (37).

Al filo del descanso, los locales -que suman dos derrotas en los dos primeros partidos de liga- anotaron el tanto de la honra a través de Wesley Said, que controló un pase en largo con la puntera y definió raso (43).

Pero Falcao enterró cualquier esperanza para el Dijon con su tercer gol de la tarde, otra vez tras la salida de un córner (51).

"Perdimos futbolistas muy importantes, pero creo que el club y el entrenador han trabajado muy bien para traer buenos jugadores. Hemos trabajado mucho juntos, estamos muy fuertes y tenemos la misma ambición que el año pasado. Me siento muy reconocido, quería quedarme, podemos hacer otra gran temporada", dijo la estrella colombiana.

El Mónaco suma así su segunda victoria y se coloca, junto al Lyon, Marsella y Saint-Etienne (y a falta de lo que haga el París Saint-Germain), al frente de la clasificación con seis puntos.

Antes, el Lille de Bielsa cayó 3-0 ante el recién ascendido Estrasburgo en un duelo en el que 'El Loco' llegó a usar hasta tres porteros distintos y agotó todos los cambios antes del descanso.