"La cantera minimizará extranjeros": Javier Tebas

Para el presidente de la liga española, no existe mejor método para disminuir el sobrecupo de foráneos, que potencializar las fuerzas básicas

Javier Tebas, presidente de La Liga
Javier Tebas, presidente de La Liga (Santiago Chaparro )

Ciudad de México

La regla 10/8 no ha pasado desapercibida, incluso para Javier Tebas, presidente de la Liga española, de visita en México para promocionar el duelo de leyendas nacionales e ibéricas, pues consideró que ante esta normativa, lo que le queda al balompié es refugiarse en sus fuerzas básicas, en potencializar y nutrir de armas a los prospectos que vienen... El directivo recordó que algo similar ocurrió con la Ley Bosman en el futbol europeo.

España pasó de un momento a otro a no tener extranjeros, sus futbolistas foráneos contaban como comunitarios, debido a una modificación en el reglamento de FIFA, por la denuncia de Jean-Marc Bosman contra el límite de cupos para los jugadores que no había nacido en el país que militaban: "Aquello lo tomamos de la mejor manera, decidimos trabajar duro y arraigar nuestras fuerzas básicas, en apostar por lo nuestro", dijo Tebas. México, involucrado en un dilema parecido, tendría que recurrir a las mismas circunstancias, para salvaguardar a los suyos.

¿Cómo vislumbra al futbol mexicano?

Sin duda creo que México está entre las mejores Ligas del mundo, ya lo he dicho antes. Su sistema de competencia es distinto al nuestro, pero eso no hace que su nivel reduzca, al contrario. A mí me gusta bastante.

¿Qué opina del formato de Liguilla?

A lo mejor en España y en Europa no cuajaría, pero creo que aquí va muy bien. El sistema de playoffs genera expectativa en la afición e incrementa la presión para los involucrados; hace que haya partidos emocionantes y que la definición del título sea todo un evento.

Pero también apremia bastante los tiempos...

Sí, es parte de lo colateral. Apremia para los que juegan las finales; quizás por eso yo prefiero el formato de torneo largo, me parece más parejo y con mayor oportunidad para todos, da suficiente tiempo para recomponer y ser más justos.

¿Qué opinión tiene de la regla 10/8, en donde se le brinda mayor espacio al futbolista extranjero?

Yo pondría como ejemplo el caso de España: hace veinte años, de un día a otro, se determinó que los extranjeros pasaban a ser comunitarios por la Ley Bosman. Dejaron de existir los jugadores foráneos y mira que había equipos que utilizaban esto a su antojo y alineaban a once no nacidos en nuestro país... Desde entonces (1995), se ganaron dos Eurocopas y un Mundial. Contrario a lo que se creía, esta norma terminó beneficiándonos.

¿Cómo se combate este tipo de normas?

Desde abajo, desde la raíz, en las fuerzas básicas, trabajando en este sentido. La Ley Bosman le dio fuerza a los extranjeros, pero también ayudó a que se desarrollaran mejor las canteras de muchos equipos, que cientos de jóvenes se esforzaran al doble, porque sabían de lo complicado que era ver acción con un equipo de Primera División. Sí, se perdieron algunos, pero llegaron los mejores. En el fondo, nos ayudó a evolucionar.

Hay un par de españoles en la Liga Mx, ¿qué le parece hasta ahora su desempeño?

Sé que Paco Jémez está en uno de los equipos más importantes del futbol mexicano, como lo es Cruz Azul, que no ha tenido tan buenos resultados, pero estoy seguro que se le darán las cosas. La gente comienza a impacientarse pero es parte del formato del torneo. Terminará haciendo un buen papel. Y entiendo que Abraham (González) es muy importante en el esquema de Pumas, que le ha sentado bien la distancia. Tiene mucha calidad.

¿A qué cree que se deba que la mayoría de los futbolistas mexicanos (son 30) que han militado en el balompié español, duren poco tiempo?

En la Liga española se rota mucho en las plantillas, y pienso que ha sido un poco de eso, y no por falta de calidad; ahí están los ejemplos de Hugo Sánchez y Rafael Márquez, creo que también ha sido cuestión de paciencia.