Verona dejó ir tres goles de ventaja

Rafael Márquez no participó en el empate a tres ante el Cesena, que regresó en el duelo en menos de 20 minutos

Verona dejó ir tres goles de ventaja
Verona dejó ir tres goles de ventaja (EFE )

Verona, Italia

En un choque marcado por goles de gran manufactura, Cesena le sacó el empate 3-3 al Hellas Verona en los últimos 20 minutos, el central mexicano Rafael Márquez se quedó en el banquillo.

Luca Toni (3' y 62') y el argentino Juan Gómez Taleb (30') se encargaron de construir una cómoda ventaja de 3-0 para el cuadro "mastín" en este cotejo por la jornada 29 de la Serie A celebrado en el estadio Marc'Antonio Bentegodi.

No obstante, los de casa pagaron muy caro su exceso de confianza y consintieron al modesto Cesena, que rescató un punto de oro para su difícil causa como antepenúltimo de la tabla general a través de los tantos del colombiano Carlos Carbonero (70'), Franco Brienza (77') y Davide Succi (81').

El veterano Toni dio cuenta de sus habilidades para desmarcarse en el área, mientras que el pampero se lució con un bombeadito sobre el límite del área, recargado a la pradera izquierda, que entró justo en el ángulo superior derecho del marco rival.

Todo indicaba que los pupilos de Andrea Mandorlini no tendrían mayor problema para mantener la victoria y además convirtiendo tres goles, lo que no ocurría desde el pasado 11 de enero, cuando recibieron al colero Parma.

La reacción visitante se derivó de un centro que la zaga local no supo despejar, y luego se dieron un par de rebotes hasta que el esférico fue conectado con potencia por Carbonero, quien estaba sin marca detrás del área chica.

Después vino el tiro libre ejecutado por Brienza, el cual superó con facilidad la barrera y quedó muy lejos del arquero Francesco Benussi; y a nueve minutos del silbatazo final, Hellas perdió el balón en media cancha y Succi marcó el de la igualada con sutil toque ante la salida desesperada del guardameta.

Mandorlini se negó a arriesgar al defensa michoacano, quien cumplió casi un mes de lesionarse la rodilla izquierda durante un entrenamiento y, pese al embate furioso de sus adversarios en busca del ansiado empate, prefirió dejarlo en el banco de suplentes.

Así pues, Hellas Verona se quedó estando en la decimoquinta posición con 33 puntos, pero con eso les alcanza para estar 11 unidades lejos de la zona de descenso, donde permanecen los "caballos de mar" con tan sólo 22 unidades.