Riña en el futbol venezolano deja un muerto

La riña entre las aficiones del Deportivo Lara y el Portuguesa armaron disturbios durante el encuentro, el cual fue suspendido antes de terminar el primer tiempo

Afición del Deportivo Lara
Afición del Deportivo Lara (Especial )

CARACAS, Venezuela

Un hincha del equipo de futbol Deportivo Lara murió al ser baleado presuntamente por un policía en medio de una reyerta entre las barras bravas de ese equipo y el local Portuguesa, confirmaron el lunes las autoridades.

Los incidentes, ocurridos el domingo y en los que varias decenas de personas resultaron heridas, se produjeron fuera del perímetro policial montado para el operativo de seguridad de un encuentro correspondiente al Torneo de Apertura de la primera división disputado en Araure, ciudad agrícola ubicada unos 300 kilómetros al oeste de Caracas.

Según testigos, el choque entre barras bravas se inició en las gradas, lo que obligó a paralizar el partido por espacio de 30 minutos cerca del final del primer tiempo. Luego se reanudó con mayor intensidad en una calle aledaña al estadio, resultando muerto de un disparo en el tórax el estudiante universitario Roberto Vidoza Camacaro, de 21 años, confirmó a la AP el comisario José Arape, director de la Policía del estado Portuguesa.

Vidoza era parte de un grupo de unos 200 aficionados que viajaron desde la ciudad de Barquisimeto, a unos 80 kilómetros al este de Araure, para acompañar al Deportivo Lara que se impuso 4-0 ante Portuguesa.

"Lamentablemente tenemos un occiso y dos heridos por arma de fuego. Estamos trabajando con el Ministerio Público para establecer si fue algún funcionario de la policía, de la Guardia (Nacional) o fueron los mismos fanáticos quienes accionaron armas", indicó Arape, sin dar otros detalles.

El Ministerio Público en un comunicado divulgado en la tarde del lunes informó que en las próximas horas será presentado en un tribunal un policía identificado como José Luis Marrufo por "su presunta vinculación con la muerte" del hincha.

De acuerdo con información preliminar, la Policía de Portuguesa sacó del recinto deportivo a varias personas, algunas de los cuales "atacaron con objetos contundentes a los efectivos policiales, hecho durante el cual recibió un disparo Vidoza Camacaro", agregó el escrito.

La reyerta además dejó un saldo de al menos 50 personas heridas, dos de ellas de bala y el resto por contusiones sufridas tras una lluvia de piedras, botellas y otros objetos contundentes, se informó. Varios vehículos parqueados en el estadio también fueron afectados.