Cristiano pide solidarizarse con refugiados rohinyá

El astro portugués del Real Madrid, exhortó a las personas a ayudar, mediante la fundación Save the Children, a los niños que residen en Pakistán tras huir de los problemas en Birmania

Cristiano Ronaldo junto a sus hijos
Cristiano Ronaldo junto a sus hijos (Tomada de Twitter @Cristiano)

Ciudad de México

El futbolista portugués del Real Madrid Cristiano Ronaldo instó este jueves al envío de ayuda urgente a los niños de la minoría rohinyá refugiados en Pakistán tras ser obligados a abandonar Birmania y anunció una donación para mejorar sus condiciones de vida.

"Es difícil, como padre, ver la crisis de los refugiados rohinyás", sobre todo, en lo que afecta a los más pequeños, que "necesitan nuestros cuidados y apoyo", afirmó el futbolista en una nota difundida hoy por la organización humanitaria 'Save the Children', de la que es embajador.

Tras recordar que tiene cuatro hijos y que haría "lo que fuera por ellos", Ronaldo pidió ayuda para los menores de esa minoría musulmana refugiados en Bangladesh.

Lo hizo en todas sus redes sociales, en las que ha colgado una foto de un padre rohinyá con su hijo de un año en brazos, junto a otra suya rodeado de sus propios hijos, y con el mensaje: "Ayuda, por favor".

El futbolista anunció una donación, cuya cuantía no ha trascendido, para que los niños rohinyás puedan tener "un lugar seguro para jugar, socializar, recuperarse y volver a ser niños", añade la nota de Save the Children.

"La experiencia de jugar como un niño es universal", dijo Ronaldo, antes de subrayar que tiene muchos recuerdos de cuando era pequeño y se divertía jugando al futbol. "Espero que los niños rohinyás puedan sentir la misma alegría", destacó.

Alrededor de 688.000 rohinyás, de los que más de la mitad son mujeres y niños, han llegado a los campos de refugiados de Bangladesh en los últimos cinco meses huyendo de la violencia en Birmania (Myanmar), entre acusaciones al Ejército birmano de perpetrar una "limpieza étnica" contra esta comunidad musulmana e incurrir en violaciones de los derechos humanos.

La ONU y organizaciones defensoras de los derechos humanos han denunciado repetidas veces que existen pruebas claras sobre los abusos y el Alto Comisionado de los Derechos Humanos de la ONU lo ha calificado de "limpieza étnica" y ha afirmado que hay indicios de "genocidio".