Chelsea se distancia en el liderato de la Premier League

Los 'Blues' aumentaron su ventaja sobre el segundo lugar de la Premier League

Diego Costa encamina la victoria del Chelsea
Diego Costa encamina la victoria del Chelsea (Reuters)

Londres

Diego Costa zanjó la polémica en torno a su futuro al anotar el primero de los dos tantos que dieron este domingo la victoria al Chelsea sobre el Hull City (2-0), que permite a los londinenses distanciarse en lo más alto de la Premier League.

Después de una semana de rumores y especulaciones -el jugador se quedó fuera de la última convocatoria por unas molestias en la espalda, según dijo el club-, Costa saltó al césped de Stamford Bridge como titular en el encuentro que cerraba la jornada 22 de liga.

Animados por los empates de Tottenham Hotspur, Manchester City y Manchester United, y por la derrota de Liverpool, los del suroeste de la capital británica sabían que un triunfo ampliaría a siete puntos la diferencia en el liderato.

Apenas modificó el equipo Antonio Conte, que sólo introdujo un cambio con respecto al equipo que goleó la semana pasada al Leicester (0-3): Willian dejó su puesto a Costa, ya recuperado de sus molestias en la espalda, y quien fue recibido por el público del Bridge entre aplausos, cánticos y vítores.

Por su parte, en el renovado Hull de Marco Silva fueron dos los futbolistas que entraron en el conjunto titular tras la victoria sobre el Bournemouth (3-1).

Dos de los fichajes de invierno, el lateral derecho Omar Elabdellaoui y el mediapunta Evandro, ingresaron por Adama Diomandé y Robert Snodgrass; el primero se cayó del once por decisión técnica y el segundo por lesión.

El arranque del choque estuvo marcado por la aparatosa lesión de Ryan Mason, quien, tras un choque de cabezas con Gary Cahill, tuvo que ser atendido sobre césped durante más de 10 minutos y retirado en camilla y con oxígeno. Entró en su lugar Meyler en el minuto 21.

La pausa mermó el ya de por sí lento ritmo de partido, y en la primera media hora de partido apenas se vio una ocasión con ligero peligro: un disparo desde la frontal de Marcos Alonso que tocó en un defensor y que Jakupovic, con una magnífica estirada, mandó a saque de esquina.

Al filo del minuto 45, y poco después de que el árbitro anulara por fuera de juego una jugada en la que Costa se plantó solo ante el portero, Courtois evitó que su equipo se marchara al descanso en desventaja al despejar de palomita un gran disparo de Maguire desde el balcón del área.

Dio tiempo todavía, en los nueve minutos de prolongación de la primera mitad, a dos acercamientos más de los de Conte, uno por cada banda: primero un centro desde la izquierda de Alonso no encontró rematador y después, en la jugada posterior, Costa sí acertó a rematar desde el área pequeño un pase raso desde la derecha de Victor Moses.

El hispano-brasileño, ante una grada rendida, subió el 1-0 al marcador de Stamford Bridge -su tanto número 52 en 100 partidos con la casaca del Chelsea- poco antes de que el árbitro pitara el descanso.

Movió el banquillo en los segundos 45 minutos Marco Silva en busca del tanto del empate, y dio entrada a un delantero (Niasse) en lugar de un defensa (Davies). Mostraron otra cara los 'Tigers', mejor plantados, aunque todavía sin mordiente arriba.

Sólo los errores individuales de los de casa daban alas a lo visitantes, que en el 67 estuvieron cerca del empate con un disparo de Dawson desde dentro del área que repelió un buen colocado Courtois.

Vista la mejoría del Hull y las aproximaciones sobre la meta del portero belga, Conte dio entrada a Cesc Fàbregas y a Willian en lugar de Hazard y de Pedro, en busca de un mayor control del partido.

Fue, precisamente, Fàbregas el que dio la asistencia del segundo y definitivo gol de los 'Blues', en el minuto 80: el centrocampista catalán botó desde el costado izquierdo una falta para que Cahill rematara de cabeza en el segundo palo al fondo de la red y dejara el partido visto para sentencia.

Pudo Costa ampliar todavía más la diferencia de los suyos poco después, pero no acertó en un mano a mano con Jakupovic.

Con los tres puntos en el bolsillo, Conte dio descanso al delantero hispano-brasileño, que fue reemplazado por Batshuayi en el minuto 87 mientras la grada del coliseo 'Blue' le vitoreaba de pie y entre aplausos.

Con este triunfo, el Chelsea llega hasta los 55 puntos en 22 jornadas y se distancia en lo más alto de la tabla. Le sigue el Arsenal, que este domingo ganó 'in extremis' al Burnley (2-1), con 47 puntos, mientras que el Tottenham es tercero, con 46, y el Liverpool cierra lo puestos de Liga de Campeones, con 45 puntos.