Denuncia arreglos de partidos en Japón-Corea 2002

En medio del escándalo de corrupción en FIFA, un rotativo italiano afirma que Corea del Sur se benefició de los arbitrajes ante su selección

Ciudad de México

Corriere dello Sport, en su edición impresa del viernes 29 de mayo, denunció un presunto arreglo de partidos, correspondientes a los octavos y cuartos de final, durante el Mundial de Japón-Corea 2002.


"¡Manejaban el Mundial!", el título de portada del rotativo, donde consignó que precisamente Corea se benefició de los arbitrajes del ecuatoriano Byron Moreno y el egipcio Al Ghandour, en los cotejos contra Italia y España, respectivamente.


Durante la serie ante Italia, el silbante marcó un dudoso penal para los coreanos; además, echó a Francesco Totti y anuló un gol a Damiano Tommasi.


Ya en los cuartos, el central egipcio, apoyado por asistente en la línea, anuló dos goles legítimos a los ibéricos: uno por la supuesta salida del balón por la línea de meta, y el segundo por un dudoso fuera de lugar.


En Zúrich, Joseph Blatter fue reelegido en su quinto mandato como presidente de FIFA, cuatro años más al frente del organismo, que atraviesa su peor escándalo por la detención e investigación de sus dirigentes por corrupción.