Tigres, la 'bendición' de Aquino

El regreso del volante oaxaqueño al futbol mexicano supondría un paso atrás en su carrera, pero las contrataciones que hizo el Villarreal más el plantel que tiene no le auguraban minutos con el 'submarino'; con las competencias que tiene en puerta los regiomontanos, puede resurgir su carrera

Javier Aquino, volverá a jugar en el futbol mexicano
Javier Aquino, volverá a jugar en el futbol mexicano (Mexsport)

CIUDAD DE MÉXICO

Al sur de Oaxaca, ahí se encuentra San Francisco Ixhuatán. Su nombre significa 'Pueblo de hojas de palmeras' y cuenta con menos de diez mil habitantes. Ahí nació Javier Aquino, quien en su regreso al futbol azteca supondría un paso atrás en su carrera, pero por las competencias que disputará el cuadro regiomontano, podría retomar su nivel futbolístico.

Javier viene en picada. Llega de una desangelada Copa América (donde jugó 99 minutos y cargó con parte del fracaso del Tri), además, viene de un trompicado paso en el Rayo Vallecano donde jugó de préstamo. Ahí tuvo una disputa con el entrenador Paco Jemez y disputó 24 juegos sin anotar. Se fue sin dejar huella del cuadro de Vallecas.

Arrastrando un mal año, el futuro no era alentador para el volante. Su opción era regresar con el Villarreal (dueño de su pase), pero ante los fichajes de Samuel Castillejos y Samuel García (este último juega en la posicón de Aquino), el mexicano tenía un pasapore seguro a la banca del submarino amarillo. Parecía que el oaxaqueño se quedaba sin opciones

Y fue ahí cuando apareció Tigres. El cuadro regiomonatno le siguió los pasos al volante y, tras el cierre de puertas del Rayo y del 'submarino amarillo', le hizo una oferta al centrocampista de vocación ofensiva para que se uniera a sus filas. Al final, él aceptó.

En el papel, la oferta del cuadro norteño es atractva para Javier, debido a los torneos que disputarán: Liga, Copa Libertadores, Concachampions y, en caso de ganar el certamen de CONCACAF, el Mundial de Clubes. Es el escenario perfecto para que Tigres sea la 'bendición' de Aquino y él retome su nivel futbolístico con el paso de los partidos.

Competencia interna, un problema 

A pesar de venir del futbol europeo, Javier Aquino no estará exento de la posibilidad de estar en la banca, debido a que Tigres cuenta con el plantel más rico del balompié azteca.

El ex Cruz Azul tendrá que pelear su posición natural, volante por derecha, con Guido Pizarro, quien se afianzó en dicha posición el semestre pasado; si el técnico Ricardo Ferretti decide cambiarlo a la izquierda, tendrá que batallar con Jofrre Guerrón, quien fungió como estandarte tigre en el pasado semestre futbolístico.

También se podría ver afectado por las altas de los delanteros Ikechuwu Uche y André-Pierrer Gignac, quienes podrían juntos y quitarle un puesto a los volantes, por lo que Javier podría recalar en la banca.