Sevilla-Dnipro será la final de Europa League

El español venció a Fiorentina y el equipo ruso venció 1-0 al Napoli y ahora definirán al campeón  

Sevilla y el Dnipro jugaran la final de la Europa League
Sevilla y el Dnipro jugaran la final de la Europa League (Tomada de Twitter)

PARÍS, Francia

El Sevilla español, defensor del título, y la revelación de esta edición, el Dnipro Dnipropetrovsk ucraniano, se enfrentarán el miércoles 27 de mayo en Varsovia en la final de la Europa League, después de eliminar este jueves en semifinales a los italianos Fiorentina y Nápoles, respectivamente.

El fútbol italiano sí que había podido celebrar el miércoles su regreso a la final de la Liga de Campeones, de la mano de la Juventus, que se enfrentará al FC Barcelona por el trono europeo el 6 de junio en Berlín.

Ni Nápoles ni Fiorentina pudieron seguir sus pasos y materializaron sendos desastres. Los primeros al perder 1-0 en Ucrania con el Dnipro, después del 1-1 de la ida en su estadio de San Paolo, y los segundos al caer 2-0 en casa con el Sevilla, que ya tenía muy encarrilada su clasificación desde el triunfo 3-0 de la ida de la pasada semana.

El Sevilla, campeón del torneo en 2006, 2007 y 2014, aspira a una cuarta corona y a un segundo doblete de títulos consecutivos, mientras que el Dnipro buscará, en su primera final, un título que anteriormente sólo consiguió un club ucraniano, el Shakhtar Donetsk en el año 2009.

"El Dnipro no tiene tanto nombre como otros rivales que eliminamos, pero está en la final y si ha llegado será por algo. Estaremos al cincuenta por ciento de posibilidades", estimó el entrenador del Sevilla, Unai Emery.

El Dnipro ya había hecho historia accediendo a las semifinales, ya que hasta esta campaña su techo en las competiciones europeas eran los cuartos de final.

El fútbol español podría sellar su hegemonía continental si corona a Barcelona y Sevilla en las dos grandes competiciones, un año después de conseguirlo con el Real Madrid en la Champions League y el propio Sevilla en la Europa League.

- Bacca asegura el pase -

En su victoria de este jueves en el estadio Artemio Franchi de Florencia, el colombiano Carlos Bacca, que remató a la red un balón enviado al área por el argentino Ever Banega en el 22, evitó cualquier esperanza de remontada épica de los italianos, que ni siquiera pudieron salvar el honor en este choque de vuelta y recibieron otro gol de los andaluces, del portugués Daniel Carriço en el 27 a pase de Jorge Andújar 'Coke'.

Un triunfo 2-0 que sumado al de la ida de la semifinal brinda un global de 5-0 muy claro para el Sevilla, que llegará reforzado y con la etiqueta de favorito a la final.

El idilio de los sevillistas con esta competición parece prolongarse y en caso de levantar el trofeo, el Sevilla quedaría en cabeza en el palmarés con cuatro títulos, dejando atrás a los otros tres clubes (Juventus, Inter de Milán, Liverpool) que también lo conquistaron en tres ocasiones.

En la Liga española el Sevilla es quinto a falta de dos jornadas y parece complicado que pueda acabar cuarto y conseguir una plaza de Liga de Campeones, un objetivo que lograría por otra vía si gana la Europa League.

La Fiorentina termina su aventura en puertas de la final y ahora tendrá que conformarse con buscar la clasificación para la próxima Europa League en las tres fechas que le quedan al campeonato italiano.

- Sin emular a Maradona -

También tendrá que concentrar fuerzas en el 'Calcio' el Nápoles, que quedó eliminado por el Dnipro ucraniano, que ganó 1-0 este jueves a los italianos.

El empate 1-1 de la ida daba esperanzas al Dnipro, que no falló ante su público y consiguió el billete gracias a un gol de Yevhen Seleznyov en el minuto 58.

El Nápoles había llegado a Ucrania con la obligación de marcar y tras el gol del Dnipro hubiera igualado la eliminatoria y forzado la prórroga con un tanto, pero no pudo conseguir el objetivo pese a los esfuerzos de su atacante argentino Gonzalo Higuaín, que jugó todo el partido.

Los 'tifosi' napolitanos no podrán por lo tanto revivir los años dorados de Diego Maradona, cuando el club logró el mayor éxito internacional de su historia al conquistar la Copa de la UEFA -anterior nombre de la Europa League- en 1989.