Real Madrid gana al Elche y mantiene el paso en España

Con goles de Illaramendi, Bale e Isco, los merengues se colocan momentaneamente como líderes a espera del Barcelona y Atlético de Madrid 

Festejo del Real Madrid ante el Elche
Festejo del Real Madrid ante el Elche (Reuters)

MADRID, España

El Real Madrid completó hoy una rutinaria goleada 3-0 ante el Elche gracias a una buena primera parte, un tremendo gol de Gareth Bale y la inocencia de su rival.

Por los blancos marcó en el Santiago Bernabéu Asier Illaramendi en el minuto 33 de la primera mitad, y cerraron el marcador Bale con un golazo en el 71' e Isco en el 80'.

El encuentro, correspondiente a la vigésimo quinta jornada de la Liga española, pareció un día más en la oficina para el equipo blanco, al que le hizo falta poco para golear y seguir agarrado a la cima de la clasificación.

El Real Madrid se tomó muy en serio el partido en la primera parte. Lejos de infravalorar a su modesto rival, en el inicio fue ambicioso en su propuesta defensiva y elevó la presión hacia el área contraria. Le ayudó el Elche, que perdió muchos balones en su campo y propició llegadas peligrosas.

El conjunto blanco sólo tardó tres minutos en probar a Herrera, quien sacó una buena mano en un disparo envenenado de Benzema. Poco después llegó un córner directo de Angel di María que se estrelló en el larguero y más tarde el argentino realizó una gran jugada individual que culminó con un lanzamiento que se fue alto.

El Real Madrid jugaba sin tres de sus mejores jugadores esta temporada, como son Cristiano Ronaldo, Sergio Ramos y Luka Modric, pero tiró de plantel para minimizar dichas ausencias. Por ejemplo, Illarramendi.

El centrocampista vasco fue el inesperado autor del primer gol, que vino precedido por un claro fuera de juego de Benzema que el árbitro no vio y que dio a origen a un saque de esquina trascendente. El Elche descuidó la marca fuera del área, Illarramendi probó, el balón tropezó en un defensa y acabó en la red.

El Real Madrid había merecido el tanto antes, pero llegó en una jugada aparentemente más intrascendente que las anteriores.

El equipo blanco jugó los instantes finales de la primera parte con menos empeño, aunque Di María se esforzó en cambiar esa dinámica. Por contra, el Real Madrid volvió a echar de menos en la primera parte un mayor protagonismo de Bale, quien llevó el rumor a la grada.

La hinchada del Santiago Bernabéu comienza a vigilar de cerca los movimientos del multimillonario fichaje. El galés está tardando en mostrar su condición de estrella mundial al tiempo que ofrece muestras de ansiedad. Lo que no ha perdido es su tremendo disparo, como se vería más tarde.

La segunda parte fue muy diferente. Primero, porque el Real Madrid se entregó a la pereza. Segundo, porque el Elche subió las líneas y el equipo blanco se enredó en la salida del balón. Y tercero, porque el Santiago Bernabéu la tomó con el árbitro.

Durante muchos minutos no hubo más que fricciones, parones y abucheos. Y si el Real Madrid no sufrió más fue porque el Elche no tiene nada en ataque. Todo lo contrario que el Real Madrid.

El conjunto blanco sentenció con una invención de Bale. A los 71 minutos, el galés se animó a disparar desde 25 metros y el balón entró como un obús en el arco visitante tras golpear en la madera. A falta de un juego más continuo, Bale propone números: lleva 12 goles y 10 asistencias esta temporada.

El gol derrumbó al Elche y lo aprovechó el Real Madrid para completar la goleada a los 80 minutos con un gol de calidad de Isco, que acababa de entrar, tras entrar poderoso desde atrás.

Así concluyó una goleada rutinaria del Real Madrid, que le alcanzó con una buena primera parte y su terrible pegada en la segunda. Suficientes argumentos para seguir en la cima de la clasificación.