Niño amputado juega futbol por primera vez

Debido a una enfermedad que padece desde su nacimiento, Marshall Janson no había podido mostrar su talento en el campo


Marshall Janson, corre por el campo
Marshall Janson, corre por el campo (Especial)

Ciudad de México

El pequeño Marshall Janson de ocho años padece una enfermedad bacteriana que sufre desde que vio la luz; la meningitis le quitó sus dos piernas y parte de su brazo apenas tuvo conciencia.

A su corta edad, los doctores lo describían como uno de los pequeños más enfermos que hayan visto, pues lo devastador de su enfermedad le auguraba poco tiempo de supervivencia.

No obstante, gracias a los debidos cuidados ‘el niño valiente’ pudo hacer frente a su padecimiento para poder jugar al deporte que le apasiona, el futbol, pero dada su condición se sentía avergonzado mostrarse antes los el resto de infantes por los movimientos que pudiera realizar.

Un par de prótesis, a las cuales se adecuó rápidamente, le brindaron la confianza para jugar su primer partido de futbol, mostrando sus habilidades con la playera del equipo de sus amores: Tottenham.

El infante  tuvo la oportunidad de convivir con el seleccionado inglés  Harry Kane y el mediocampista del Tottenham Alli Dele, tratando de imitar a los jugadores de la Premier y empaparse de su experiencia en el campo.