Más de cinco mil hinchas de River hicieron su banderazo en Tokio

El "Yo te sigo a todas partes", por fin tiene sentido, cobra vida. Los argentinos saben que es difícil salir con el título de Yokohama, pero no pierden la esperanza.

Aficionados de River Plate en Tokio
Aficionados de River Plate en Tokio (Jesús Hernández )

Tokio

La frase tan oída y repetida en todos los estadios del continente americano por fin tuvo relevancia. "Yo te sigo a todas partes", cantaba la hinchada de River Plate en el parque nacional de Japón de Yoyogi. Más de cinco mil fanáticos tapizaron el parque de más de 10 hectáreas con banderas de Argentina y trapos de los barrios o ciudades desde los cuales viajaron para ver la final del Mundial de Clubes.

Verlos cantar, brincar, celebrar su reunión masiva a 24 horas del partido ante el Barcelona hace pensar que el cuadro Millonario tiene posibilidades reales de ganar, si fuera por la tribuna y la gente. River sale ganando a la cancha, pero enfrente está Messi, está Neymar, está Suárez, está Iniesta y mejor dejar de nombrar a los rivales.

"La única ventaja que le sacamos a ellos es que nosotros vamos a jugar el partido más importante de nuestra historia, para ellos es una final más. Tenemos que salir concentrados, para ganarles a ellos", dice Seba, un fanático riverplatense que cruzó el mundo para ver en vivo a su equipo en el partido más importante desde 1996 cuando disputó la final de la Intercontinental ante la Juventus de Turín.

Seba dice que para él ya es un triunfo estar en Japón alentando a River, siguiéndolos, gastando una fortuna para ver este encuentro.

"Esto es historia pura jugar una final de algo contra el mejor equipo del mundo, si queremos estar a su altura tenemos que ganarle a los mejores, si pierdes ya está, son los mejores, si les ganas estaríamos en el partido más importante en nuestra vida, los jugadores lo saben al igual que el hincha, porque si no es así no hay forma de parara a este Barcelona".

Más de cinco mil argentinos en el parque de Yoyogi, pero hay quien dice que hubo más de 10 mil, que otros miles vienen viajando de Osaka o que otros están de vacaciones en Hiroshima.

El "Yo te sigo a todas partes", por fin tiene sentido, cobra vida. Los argentinos saben que es difícil salir con el título de Yokohama, pero no pierden la esperanza. Algunos hicieron más de 24 horas de vuelo para estar en este partido. River golea en la tribuna y hace rondos en el medio campo. Ya dependerá de Messi y compañía si se dejan impresionar por los miles y miles de fanáticos de River que estarán en la cancha o si llega el quinto título para el equipo de Luis Enrique.