Liverpool vence a Newcastle y se acerca a puestos de Champions

El conjunto red logró someter a las 'Urracas' en el juego que cerró la jornada de la Premier League; Raheem Sterlingo fue quien abrió el marcador

Liverpool venció en Anfield al Newcastle
Liverpool venció en Anfield al Newcastle (AP)

LIVERPOOL, Inglaterra

Con goles de Raheem Sterling y Joe Allen, Liverpool derrotó 2-0 al visitante Newcastle y se colocó a cuatro puntos de la cuarta plaza en la Liga Premier, la que otorga el último boleto de Inglaterra para la próxima Liga de Campeones.

Sterling abrió el marcador a los nueve minutos. El atacante dominó un centro servido por Jordan Henderson, gambeteó a dos zagueros y clavó el balón en el segundo palo.

Los jugadores de Newcastle reclamaron un penal poco antes del descanso cuando Dejan Lovren pareció desplazar al delantero español Ayoze Pérez dentro del área.

Después de un periodo en que los visitantes dominaron, Liverpool recuperó la manija del partido en el segundo tiempo y Allen facturó el segundo gol a los 70 al definir de volea.

Moussa Sissoko, volante de Newcastle, fue expulsado a los 83 por doble amonestación tras una fuerte entradas sobre el brasileño Lucas Leiva.

El triunfo por la 32da fecha dejó a Liverpool cuatro puntos detrás de Manchester City, actualmente cuarto en la tabla de posiciones. Chelsea lidera con 73 puntos, seguido por Arsenal (66), Manchester United (65) y el City (61).

Fue la quinta derrota seguida de Newcastle, pero se mantienen nueve puntos por encima de la zona de descenso, en el 13er lugar.

Liverpool venía de encajar derrotas consecutivas ante Man United y Arsenal, pero reaccionó con un despliegue que le permite seguir remando por entrar a la Champions. El City, por su parte, sucumbió el domingo 4-2 frente al United.

"Sabíamos que teníamos que olvidarnos de esas derrotas y lo pudimos hacer, así que este es un gran resultado", declaró Henderson. "Tenemos bastante que remontar, pero hay que seguir luchando y consiguiendo resultados".

Sterling fue ovacionado por la afición en Anfield al ser reemplazado cerca del final, pese a que irritado a los seguidores del club por negarse a firmar un nuevo contrato.