Hoffenheim ficha al técnico más joven de la historia de la Bundesliga

Julian Nagelsmann, de 28 años, será el sustituto de Nagelsmann 

Julian Nagelsmann
Julian Nagelsmann (Tomada de Twitter de @achtzehn99)

BERLÍN, Alemania

El Hoffenheim fichó hoy al técnico más joven de la historia de la Bundesliga alemana de futbol, Julian Nagelsmann, de 28 años.

Nagelsmann, que estaba a cargo del equipo Sub 19, sustituye en el banco al holandés Huub Stevens, que a sus 62 años anunció el miércoles su dimisión a causa de problemas de corazón.

El nuevo entrenador, que firmó contrato hasta junio de 2019, llega con la difícil tarea de reanimar a un equipo que está penúltimo en el campeonato germano, con los mismos 14 puntos que el último, el Hannover.

El Hoffenheim se mide el sábado al Werder Bremen en un partido clave para ambos equipos, ya que los dos se encuentan en dificultades.

Nagelsmann todavía no completó su cualificación como entrenador, pero se espera que lo haga en una semanas. En cualquier caso, aseguró el club, tanto la Liga como la Federación Alemana de Fútbol aprobaron su designación.

"No tengo miedo (al reto)", dijo el técnico. "Estoy deseoso de trabajar con el equipo y lograr un estímulo".

El director de fútbol del club, Alexander Rosen, espera que el joven entrenador dé un "nuevo ímpetu" al equipo. "Es el fichaje ideal, incluso en la precaria situación que nos encontramos", añadió el dirigente.

El modesto club alemán tenía previsto dar el mando a Nagelsmann a finales de temporada, pero los acontecimiento precipitaron su ascenso.

Nagelsmann, cuya carrera como futbolista terminó pronto por las lesiones, es el entrenador fijo más joven de la historia de la competición. En 1976, Bernd Stöber dirigió al Saarbrücken con 24 años, pero sólo lo hizo durante un partido como interino.

El Hoffenheim tuvo un meteórico ascenso en el fútbol alemán desde la quinta división en 2000 hasta la máxima categoría en 2008, gracias al apoyo del magnate de la informática Dietmar Hopp.

Sin embargo, el equipo, que recibe el nombre de una pequeña localidad del suroeste de Alemania pero juega en la cercana ciudad de Sinsheim, está en claro peligro de descender esta temporada por primera vez.