Casillas ofrece más trabajo ante los silbidos

El capitán del Real Madrid, trabajó en la ciudad deportiva de Valdebebas horas después de ser señalado por su afición con silbidos en el derbi madrileño del Santiago Bernabéu

Iker Casillas
Iker Casillas (AFP )

MADRID, España

Iker Casillas, capitán del Real Madrid, trabajó en la ciudad deportiva de Valdebebas horas después de ser señalado por su afición con silbidos en el derbi madrileño del Santiago Bernabéu (1-2), y fue el único titular junto al portugués Pepe que se entrenó sobre el césped en un día de recuperación.

"Me siento culpable. Hay que saber encajar los silbidos, entrenar mucho más para cambiarlos. El público es soberano y sabio para opinar", aseguró Casillas aún en caliente mientras digería la reacción de su afición tras el primer gol de los dos que encajó en la derrota ante el Atlético de Madrid.

Tras una noche difícil, Casillas se vistió de corto de nuevo en Valdebebas y saltó a entrenar en una sesión específica de porteros dirigida por el preparador Villiam Vecchi junto al costarricense Keylor Navas y Fernando Pacheco.

En las próximas horas el técnico Carlo Ancelotti comunicará a sus porteros quien es el elegido para jugar la Liga de Campeones, competición en la que el Real Madrid se estrena el martes ante el Basilea en el Santiago Bernabéu.

El técnico italiano dirigió una sesión con los que fueron suplentes ante el Atlético de Madrid y los que jugaron minutos en la segunda parte como el mexicano Javier 'Chicharito' Hernández, Isco Alarcón y el francés Raphael Varane.

El lesionado Dani Carvajal ya realizó trabajo de campo, dando un paso adelante en la recuperación de la lesión muscular que sufrió con la selección española hace siete días en la musculatura isquiotibial de su muslo izquierdo.

Los titulares del derbi madrileño tuvieron sesión de recuperación y se quedaron en el interior de las instalaciones, pasando por manos de los fisioterapeutas. Será mañana cuando toda la plantilla, salvo los lesionados Carvajal, Sami Khedira y Jesé Rodríguez, se junten a las 11:00 horas en la Ciudad Real Madrid, en el único entrenamiento del que dispondrá Ancelotti para probar cambios que hagan cambiar la mala dinámica de resultados de su equipo en el inicio de la defensa del título en Liga de Campeones.