Huntelaar evita el fracaso de Holanda

En duelo eliminatorio para la Euro 2016, Holanda rescató un punto como local, al empatar 1-1 sobre la hora con un gol de Huntelaar, los turcos, que de poco les sirve este resultado, se habían adelantado por conducto de Burak Yilmaz


Huntelaar anotó el gol del empate para Holanda
Huntelaar anotó el gol del empate para Holanda (Reuters)

Ámsterdam, Holanda

Un gol en el tiempo añadido marcado por Jan Klaas Huntelaar tras un disparo de Wesley Sneijder evitó la derrota y el fracaso de Holanda, puesta contra las cuerdas por Turquía, que se marchó con un premio menor e inservible para sus intereses.

Fue Sneijder el que asumió la responsabilidad del equipo de Guus Hiddink, en cuanto el partido se puso cuesta arriba. El empate es una satisfacción a medias para el combinado orange, que transita por la fase de clasificación de forma discreta y que acusó en exceso las ausencias de Robin Van Persie y, sobre todo, de Arjen Robben.

La baja del atacante del Bayern Múnich pesó sobre Holanda. Es su principal argumento para las transiciones. Y el responsable de la carga anotadora.

Ni Huntelaar ni Memphis Depay ni Ibrahim Afellay estuvieron a la altura.

El choque se agitó a ocho minutos del descanso, con el gol del delantero Burak Yilmaz. Fue un disparo con la pierna derecha dentro del área que finalizó una combinación con Volkan Sen.

El tanto desesperó al equipo de Hiddink, que se estrelló permanentemente sobre la ordenada zaga rival. Turquía, que no pudo contar con el futbolista del Atlético Madrid Arda Turan, sancionado, impuso el ritmo y Holanda era capaz de crear ocasiones sobre Volkan Babacan, que protagonizó más de una ocasión de mérito.

El meta otomano salió airoso de un remate mordido de Stefan de Vrij aún antes del descanso.

Tras la reanudación, Luciano Narsingh, que en el intermedio sustituyó a Georginio Wijnaldum, echó fuera un balón suelto sin portero, que había chocado en su mala salida con Huntelaar.

Afellay intentó el empate con un disparo lejano aunque fue Sneijder el que más intentó marcar con balones al área que no encontraron rematador y con disparos lejanos sin puntería.

A la desesperada y con el partido arrimado al final, Holanda encontró aire. Fue en un disparo de Sneijder que dio en la espalda de Huntelaar y engañó a Babacan para llegar a la red. El gol dio un punto a Holanda y otro a Turquía, inservible para ambos en la búsqueda de una de las dos primeras plazas del grupo que tienen cerca la República Checa e Islandia.