"Mi debilidad es Messi": 'Tata' Martino

El seleccionador argentino habló sobre el Balón de Oro, con miras hacia su encuentro ante el Portugal de Cristiano Ronaldo

Gerardo Martino
Gerardo Martino (AFP )

Ciudad de México

El seleccionador argentino, Gerardo 'Tata' Martino, defendió los méritos de Leo Messi para ganar el Balón de Oro, este lunes, antes de medirse a su máximo rival, Cristiano Ronaldo, el martes en un amistoso contra Portugal en Mánchester.

"Yo no tengo la facultad de separar sentimientos a la hora de tomar una decisión de esta naturaleza. No soy buen jurado. Mi corazón es argentino y mi debilidad es Messi. Y pase lo que pase en el año futbolístico siempre lo voy a votar a él", afirmó en referencia a su participación en la elección del Balón de Oro, igual que los seleccionadores de todos los países afiliados a la FIFA.

"Tal vez no soy lo suficientemente objetivo, pero no se puede obviar el hecho futbolístico y la forma que tiene de ser como futbolista y cómo la ejecuta", añadió.

El seleccionador señaló que el duelo que reunirá a Messi y a Cristiano Ronaldo el martes en Old Trafford no tendrá ningún peso en la elección del futuro Balón de Oro, un trofeo que el argentino ha ganado cuatro veces y el portugués dos.

"Este partido no decide absolutamente nada para el Balón de Oro", afirmó Martino.

"Messi sigue siendo el futbolista maravilloso que es. Lo que sí es diferente es una decisión de ubicarlo en un lugar en el que hace tiempo no jugaba", explicó Martino, que lo ha colocado como extremo derecho.

"Durante mi estadía en Barcelona, solo en un partido lo ubicamos ahí y no resultó. En los 25 o 30 primeros minutos contra Brasil jugó muy bien y el otro día contra Croacia fue el mejor del equipo en todo el encuentro", añadió.

La presencia de un jugador de la talla de Cristiano Ronaldo en Portugal hará que los jugadores argentinos pongan más concentración.

"No hay tantas formas de marcaje, pero sí una especial atención a los futbolistas de mayor desequilibrio. De forma escalonada trataremos de cerrarle los espacios y rodearlo en el momento de dribling con posibilidad de remate", dijo el seleccionador argentino.

- Neymar y Cristiano Ronaldo -

A Martino le sirve de referencia el amistoso jugado en octubre contra Brasil en Pekín, con derrota argentina por 2-0.

"Como fue contra Brasil con Neymar, mañana puede ser un día de esos con Cristiano Ronaldo. Tenemos que mejorar lo hecho en aquel partido y que los espacios que podamos dejar no los aproveche un jugador de esta calidad", añadió el técnico rosarino.

Para Martino el partido contra Portugal es un paso más hacia la Copa América de Chile-2015, que se disputará entre el 11 de junio y el 4 de julio.

"Las sensaciones respecto a cada gira son y seguirán siendo similares: tratar de convivir, hacer entrenamientos y tener la competencia de primer nivel. Es importante pensando en el objetivo principal a corto plazo, que es la Copa América", indicó.

"Siempre causa buenas sensaciones el hecho de poder jugar en un estadio como éste, aunque siempre teniendo como principal objetivo seguir mejorando conceptos. Siempre nuestra intención es jugar con grandes rivales, pero lo que tiene una envergadura distinta en este partido es el lugar donde se va a disputar", explicó.

Martino señaló que trata de aplicar y basarse en sus experiencias de entrenador, sin tomar cosas de conjuntos que no conoce directamente.

"Es muy difícil hacer cosas de equipos que no me tocó dirigir. Me puedo remitir a la presión de Paraguay, el juego Newell's. La versión del Barcelona que yo dirigí no fue la mejor expresión. Tendría que rescatar el de Guardiola y la del Bayern no lo conozco en profundidad. Es más fácil buscar similitudes en procesos en los que me ha tocado participar", afirmó.

"El otro día leí un artículo que decía que el final de la posesión no termina cuando se pierde la pelota, sino cuando se recupera. Me pareció interesante. Tenemos que entrenar la recuperación inmediata tras una pérdida. Al tener tanta gente en ataque, la presión es más efectiva ahí que en otras zonas donde nos va a quedar menos gente", concluyó.