Fundación 'Leo Messi', al frente de un proyecto sobre lunares malignos

En conjunto con un hospital catalán, esta fundación, con el nombre del astro argentino, está al frente de la investigación sobre 'nevus melanocítico congénito'

Messi se mostró molesto
La fundación lleva el nombre del astro argentino, Lionel Messi (Reuters )

BARCELONA, España

El Hospital Clínic, de Barcelona, lidera un proyecto financiado por una fundación que lleva el nombre del futbolista argentino Leo Messi, para investigar el origen del 'nevus melanocítico congénito', un tumor en la piel en forma de lunar.

Este tumor puede ocasionar a los niños afectados complicaciones neurológicas graves o en forma de tumores malignos.

La investigación está coordinada por el jefe de la Unidad de Melanoma del Hospital Clínic, Josep Malvehy, quien también es consultor del Servicio de Dermatología del mismo centro e investigador del grupo IDIBAPS Melanoma: Imagen, genética e inmunología.

Según informó hoy el hospital, en el proyecto también participan el Hospital Sant Joan de Déu de Barcelona y el Hospital de Niños 'Victor J. Vilela' y el Hospital Provincial del Centenario, ambos de Rosario (Argentina).

El proyecto, que durará cinco años, quiere establecer una red de referencia de especialistas para abordar la enfermedad y la problemática que lleva asociada, desde todos los puntos de vista posibles, desde programas de formación para diagnosticar y tratar el nevus congénito y el melanoma infantil, hasta crear un registro internacional de pacientes, según la mencionada fuente.

También pretende profundizar en el conocimiento de las bases moleculares de la enfermedad para identificar sus causas y encontrar posibles dianas terapéuticas.

De momento, los médicos que trabajan en esta investigación ya han desarrollado una herramienta telemática gracias a la cual los diferentes hospitales que detecten un caso podrán enviar imágenes para que un comité de expertos las evalúe, pueda hacer un diagnóstico preciso y realizar el seguimiento posterior del niño.

El comité está formado por un equipo multidisciplinar de especialistas para poder apoyar y atender a los niños desde el primer día, con el objetivo de dar soporte en el diagnóstico para saber si hay que tratar o no el nevus evitando, así, traslados innecesarios de recién nacidos e intervenciones no indicadas, según el hospital.

Los médicos también crearán un registro internacional de pacientes para poder disponer del mayor número de datos posible, que se establecerá inicialmente en España y Argentina, pero con el objetivo de expandirse a otros países.

Este estudio se llevará a cabo a partir de muestras de tejido y para poder obtenerlas, el equipo del Clínic está desarrollando un instrumento de 'micropunch', junto con la Universidad de Queensland (Australia), para que la obtención de estas muestras microscópicas no requiera el uso de anestesia.

Los nevus congénitos son lesiones de la piel, presentes desde el nacimiento, formadas por un exceso de células pigmentadas melanocitarias.

Afectan a un 1% de los recién nacidos, en el caso de los nevus de pequeño diámetro, y a 1 de cada 20.000 recién nacidos, en el caso de los nevus gigantes.