Sin mexicanos, Espanyol vence al Rayo a domicilio

Ni Héctor Moreno por los 'periquitos' ni Javier Aquino con los de Vallecas, tuvieron actividad en la victoria del cuadro de Barcelona

Espanyol venció al Rayo Vallecano
Espanyol venció al Rayo Vallecano (Foto tomada de Twitter)

MADRID, España

 El Espanyol, con goles de Lucas Vázquez y un doblete de Sergio García, logró su primera victoria a domicilio de la temporada ante un Rayo que llevó el peso ofensivo del choque y dominó a su rival pero que volvió a pagar caro un error defensivo, ésta vez del portero Cristian Álvarez.

Con un once revolucionario, defensa de tres y jugadores hasta ahora indiscutibles como Roberto Trashorras en el banquillo, Paco Jémez volvió a dejar claro sus credenciales de técnico valiente y atrevido al frente del Rayo.

Inicialmente la apuesta le salió bien, puesto que su equipo entró al césped muy enchufado, sobre todo con hombres no habituales como Alejandro Pozuelo o Alex Moreno, ávidos por demostrar que pueden tener un sitio en el equipo.

El Espanyol, a la expectativa de lo que expusiera su rival, trató de mantenerse firme para atajar el empuje inicial del Rayo hasta que a los nueve minutos un fallo del portero Cristian Álvarez, que dejó a Sergio García un balón muerto que parecía atrapado, permitió al conjunto catalán adelantarse.

La parroquia franjirroja, que empezó con ilusión el choque, vio cómo un nuevo error en la portería, tras los cometidos recientemente frente a Valencia y Sevilla, costaba un gol que ponía cuesta arriba el choque.

Ese error, unido a otro que a punto estuvo de costar el segundo tanto del Espanyol con un remate de Bailly que salió rozando el palo derecho, provocó la indignación de la afición del Rayo, que pitó a Cristian Álvarez por la sensación de inseguridad que demostró en su actuación.

Quien más lo intentó en la primera mitad fue el Rayo, que tuvo dos ocasiones claras de gol en las botas de Alberto Bueno y Alex Moreno para empatar, pero en ambos disparos Kiko Casilla salvó a su equipo con solvencia.

Un minuto antes del descanso, el conjunto local encontró premio a su insistencia con un gol del brasileño Leo Baptistao, que empujó de volea un balón precedido por un centro Kakuta desde la derecha y que rebotó en la espalda de Colotto.

En la segunda mitad, el conjunto madrileño volvió a salir con más mordiente que su rival y los primeros en probar suerte fueron Alex Moreno y Gael Kakuta con dos disparos lejanos que se marcharon fuera.

A esas jugadas de ataque siguieron muchas más que el Rayo no supo culminar con acierto, pese a que el conjunto catalán estuvo durante varios minutos metido en su campo ante el vendaval franjirrojo.

El Espanyol, que apenas había hecho acto de presencia en el área rival en la segunda mitad, en la primera que tuvo volvió a marcar. Fue en el minuto 76 cuando Sergio García puso un centro medido desde la izquierda con la pierna derecha que Lucas Vázquez, en el segundo palo, cabeceó picado y a placer ante la mirada de Cristian Álvarez.

Con el marcador a favor y un hombre menos por la expulsión del recién salido Stuani, el equipo catalán afianzó su postura conservadora sobre el césped y arriesgó aún menos que antes, fiando toda su estrategia a defender, algo que hizo muy bien con una zaga comandada por Bailly y Colotto y que se mostró inquebrantable para el Rayo.

En el último minuto del tiempo de descuento, Sergio García robó un balón a un defensa del Rayo, enfiló el área contraria y ante la salida de Cristian Álvarez lanzó un disparo que supuso el tercero.