“Algún día ganaremos la Copa del Mundo”: Beasley

El jugador aseguró que Estados Unidos continúa con su desarrollo futbolístico para algún día alcanzar el gran objetivo; la meta inmediata conseguir el boleto a la Copa Confederaciones

DaMarcus Beasley, jugador de Estados Unidos
DaMarcus Beasley, jugador de Estados Unidos (AP)

Ciudad de México

Las ambiciones de los seleccionados de Estados Unidos son grandes. Sus jugadores tienen claro que el ser campeón del mundo no es una idea descabellada, su futbol creció, eso es evidente y quieren trabajar aún más para llegar a ese objetivo.

En entrevista con La Afición, DaMarcus Beeasley habló sobre el desarrolló que ha tenido el balompié estadunidense, y ese acoso que después del Mundial del 2002 han tenido sobre la selección mexicana.

"Algún día queremos ganar la Copa del Mundo, cada año, cada día, cada momento queremos crecer, ya lo hizo la MLS, en donde tenemos muy buenos jugadores como Kaká, como Pirlo, como Villa, y eso beneficia a todos, también en la selección ojalá cada día esté mejor, queremos ganarle a México el 10 de octubre".

Hoy, parece, ambos equipos parecen estar en igualdad de condiciones. No llegan a su plenitud para el partido del 10 de octubre, en el que el ganador acudirá a la Copa Confederaciones del 2017.

Entonces, en la actualidad ¿Quién es el gigante de la Concacaf?

"No escucho esas cosas, para mí y para la selección no me importa que las personas digan que son el gigante o Estados Unidos o costa Rica, lo único que buscamos es ganar y crecer de una manera en la que queremos hacer bien las cosas".

Beasley ya había anunciado su retiro, pero que lo vibrante de este tipo de encuentros lo hicieron dar marcha atrás, tiene claro que la falta de un entrenador oficial, puede mermar el accionar de los mexicanos.

"Será muy importante para los dos equipos, es el partido más importante, pues es la oportunidad para jugar en la Confederaciones del 2017, es un rival muy fuerte, juegan bien al futbol, y van a hacer un buen partido, creo yo".

Estados Unidos llega a este duelo con un proceso que ha comandado Jürgen Klinsmann desde el 2011, mientras que México tendrá en el banco a un técnico interino (Ricardo Ferretti). Esta situación no serpa una desventaja para el Tricolor desde el punto de vista de Beasley.

"No sé que vayan a hacer, tal vez el estilo de México va a cambiar, tal vez no, pero solo estamos pensando en nosotros, y México va a hacer sus cosas".

Cada que llegan estos duelo, algunos aficionados hablan de "odio deportivo", dicho sentimiento sí existió, según DaMarcus, pero es algo que quedó en el pasado, hoy sol se habla de rivalidad.

"Creo que sí, pero es un juego, y obviamente creo que en el pasado nosotros si fue odiar a México y luego, ellos otra vez con nosotros, pero ya no es así, es un partido, los dos equipos quieren ganar y no odiar".