Comisionado de la MLS critica a Klinsmann

El Comisionado explotó luego de las declaraciones de Klinsmann el martes y días anteriores sobre Donovan y otros astros locales como Clint Dempsey y Michael Bradley.

Jurgen Klinsmann, entrenador de la Selección Estadounidense
Jurgen Klinsmann, entrenador de la Selección Estadounidense (Reuters )

LOS ANGELES, Estados Unidos

Don Garber, comisionado de la Major League Soccer (MLS), lanzó fuertes críticas al entrenador de la selección de Estados Unidos, el alemán Jürgen Klinsmann, por haber excluido a Landon Donovan del Mundial Brasil-2014 y hacer comentarios negativos sobre el nivel de la liga local.

En una videoconferencia difundida este jueves por el portal FutbolMLS.com, Garber dijo que Donovan, máximo goleador del seleccionado nacional y estrella del LA Galaxy, debió formar parte del equipo en el Mundial.

"Me arrepiento de no haberlo dicho en su momento pero lo diré ahora: creo que Landon Donovan debió ir a Brasil", dijo Garber. "No porque se lo haya ganado o por merecimiento, sino porque su nivel lo dictaba. Y si alguien no está de acuerdo con ello, entonces pienso que su trato es intolerable".

Garber estaba recuperándose de una cirugía por un cáncer de próstata en el momento en el que Donovan fue excluido del seleccionado de las barras y las estrellas, aunque envió un comunicado de prensa apoyando la carrera del jugador.

El Comisionado explotó luego de las declaraciones de Klinsmann el martes y días anteriores sobre Donovan y otros astros locales como Clint Dempsey y Michael Bradley.

Al terminar el partido amistoso que terminó en empate 1-1 contra Honduras, Klinsmann criticó el bajo nivel de Dempsey y Bradley y lo achacó a la decisión de ambos de regresar a jugar a la MLS y abandonar el fútbol europeo.

Garber aseguró que los comentarios de Klinsmann "han creado una tendencia desconcertadora en contra de algunos de los mejores jugadores de este país".

"Veo que la crítica (de Klinsmann), particularmente de Michael, está siguiendo el mismo patrón que el de Donovan", indicó Garber.

"Si Jürgen quiere hablar con Michael sobre lo que él considera deberían ser los intereses para su carrera, que lo haga, pero que no utilice a los medios como plataforma para decirlo", manifestó. "Creo que es totalmente inaceptable".

Garber también defendió las decisiones tanto de Bradley como de Clint Dempsey de retornar a la Major League Soccer el año pasado, quienes firmaron contratos lucrativos para sumarse a Toronto FC y Seattle Sounders respectivamente.

"Creo que es increíblemente sentencioso para cualquiera decir que la única motivación de Michael Bradley o Clint Dempsey de retornar a la Major League Soccer fue por su salario", añadió el funcionario.

Bradley dejó la banca de la Roma de Italia para sumarse al Toronto FC, y Bradley abandonó el Tottenham para unirse a los Seattle Sounders.

Garber apuntó que tanto Bradley como Dempsey regresaron a la MLS "por el aspecto competitivo" y no por el dinero.

Klinsmann se ha convertido en un gran crítico del nivel de la MLS y en sus últimas convocatorias ha privilegiado a jugadores que se desempeñan en ligas europeas, especialmente de Alemania.

Garber rechazó esos comentario al apuntar que "son nocivos para la Liga, para los intereses de los clubes y el desarrollo del fútbol en Estados Unidos".