Champions: Porto 1-1 Austria

El Porto desperdició el empate del Atlético de Madrid ante el Zenit, al igualar en casa ante el colista Austria de Viena, resultado que deja a los portuguesas detrás de los rusos y lejos los octavos de final de la Champions League

Jackson Martínez
Jackson Martínez (Reuters)

Ciudad de México

Roman Kienast abrió el marcador para los visitantes en el minuto 11, mientras que Jackson Martínez empató de cabeza en el 48'.

Porto, que asegura Europa League, es tercero del grupo C con cinco puntos (uno menos que el Zenit, segundo) y depende de un resbalón ruso ante el Austria, y de una victoria en el Vicente Calderón, para pasar a los octavos.

Una entrada fría del Porto preparó el terreno para el golpe visitante. Un defectuoso despeje del brasileño Danilo lo aprovechó el gigantón Kienast, quien se deshizo del belga Defour con un quiebro y remató raso y ajustado, fuera del radar del brasileño Hélton.

Al premio visitante, logrado en el minuto 11, el Porto replicó con esporádicas aunque claras oportunidades. Pero el portero Heinz Lindner frustró la reacción local.

Un cabezazo de Jackson repelido con la punta de los dedos, otro remate del propio Jackson a bocajarro a pase de Licá y un uno contra uno de Defour colocaron a Linder como protagonista del encuentro.

Los locales, con el gol en contra, se agolparon en el costado izquierdo del brasileño Alex Sandro, quien intentó remar contra la apatía de su equipo, así como Jackson, batallador, a pesar de que tuvo la fortuna de espaldas.

Por el ataque derecho apenas hubo movimiento hasta el segundo periodo, y por el centro ni el brasileño Fernando impuso su jerarquía física ni táctica, ni tampoco emergió la clase e inteligencia del argentino 'Lucho' González.

Al medio tiempo, Paulo Fonseca retiró a Defour y dio cuerda al extremo Silvestre Varela con la intención de profundizar la desaprovechada banda derecha.

El infatigable Jackson fue premiado por su perseverancia en el 48'. Un balón bombeado al segundo poste lo cazó el francés Eliaquim Mangala, cuya dejada de cabeza al área pequeña no desperdició el ariete colombiano.

Se elevó entre los defensas y ante un portero descolocado y consiguió dar la dirección correcta a su cabezazo.

Más intenso, el Porto contó entonces con otras dos ocasiones claras. Un centro de Josué lo empaló 'Lucho' al poste, y Varela, a pase de Sandro, se acercó al gol en un remate rebotado en la defensa.

Enfrente, el Austria se defendió con frialdad y trató de idear contragolpes.

Fonseca refrescó la línea de vanguardia con el portugués Ricardo y el colombiano Juan Quintero.

La irreverencia del joven Quintero dinamizó el ataque del Porto. Varela sirvió desde la izquierda, pero Jackson estrelló su testarazo en su propio colega de equipo Mangala.

En el tramo final, Jackson volvió a toparse con Lindner.