"El sistema de juego no es excelente": Ancelotti:

Además, el técnico de orígen italiano habló sobre quién ocupará el mediocampo al tener a Illarramendi y a Xabi Alonso

Carlo Ancelotti, entrenador del Real Madrid
Carlo Ancelotti, entrenador del Real Madrid (Reuters)

MADRID, España

El técnico italiano del Real Madrid, Carlo Ancelotti, ha reconocido hoy que "el sistema de juego no es excelente" debido a los cambios experimentados si bien cree que con el paso de las semanas mejorará.

"El sistema de juego no es excelente porque hemos cambiado un poco la filosofía de juego en este año. Los años anteriores el Madrid jugaba más a la contra. Hemos intentado hacer un juego con más posesión, con más balón al suelo. Esto necesita tiempo", dijo.

"El Barcelona tiene una filosofía que empezó años antes y el Atlético tiene una filosofía distinta pero desde hace mucho tiempo. El tiempo es la clave para que el juego salga bien. En un club importante como el Real Madrid la paciencia es limitada, es normal porque el Madrid tiene que ser competitivo e intentar ganar todos los años", añadió en una entrevista concedida a Radio Nacional de España.

Para ello considera esencial la figura de Xabi Alonso, recientemente renovado: "Es un jugador muy importante por su calidad por su experiencia, por su personalidad... No puedes encontrar a otro del mismo nivel. Puedes comparar un poquito a Pirlo con él, pero Pirlo tiene 35 años. Alonso es muy joven, conoce bien el ambiente, todo el mundo le quiere... por esto es un buen fichaje".

"Hemos empezado la temporada sin Xabi Alonso e Illarramendi. Buscar el equilibrio cuando te faltan dos jugadores de este nivel y esta mentalidad no es tan fácil. Con Xabi Alonso, la cosa sale mejor", completó.

Asimismo, valoró la situación del futbolista argentino Ángel Di María después de que se cerrara sin sanción alguna el expediente disciplinario abierto por el club blanco al considerarse que no hubo gestos ofensivos hacia el público durante el partido contra el Celta de Vigo.

"Puede ser que alguno interpretara el gesto de Di María como feo contra la grada pero yo en general tengo que creer al jugador, que dice que no fue un gesto contra la grada. Si ha hecho un error, ha pedido disculpas, nada más. Me gustaría que todo el mundo comprendiera esto porque Di María es importante y todo el mundo tiene que estar concentrado en que el Real Madrid intente ganar algo esta temporada".

Con respecto a la situación de Iker Casillas, relegado a la suplencia en la Liga, aseguró que confía en el meta internacional y descartó que pueda dejar el club: "Casillas tiene que terminar su carrera en el Real Madrid".

Ancelotti, que asegura no haber conversado con Mourinho antes de fichar por el Madrid, también hizo mención a la posibilidad de levantar la décima Copa de Europa y a su relación con el presidente Florentino Pérez: "Hablamos, nos comunicamos. Es muy cariñoso conmigo. Ha intentado muchas veces traerme aquí. A la tercera fue la buena. Estoy muy contento".

"La 'décima' es una motivación, no una obligación. Es una fuerte motivación que tenemos todos, el presidente primero, la afición, los socios, los jugadores... Pensar en ser el entrenador del Madrid que gana la décima es una fuerte motivación para mí. No es fácil de ganar pero tenemos que intentarlo", aseguró.

Además ensalzó la figura de Zidane como ayudante y defendió a su cuerpo técnico: "Es un asistente importante, con mucho entusiasmo. Es la primera vez para él. Tiene ganas de ser un entrenador importante y creo que lo va a ser porque tiene todo. El ambiente en torno al equipo es muy bueno. Hemos hecho un buen equipo. He tenido críticas por algunos fichajes pero tengo mucha confianza. Si no tengo confianza en mi hijo... Tiene poca experiencia pero mucho conocimiento porque ha estudiado mucho".

Se acerca el Mundial y el preparador transalpino cree que su selección está un escalón por debajo de España, Brasil, Alemania y Argentina: "Es un equipo que está intentando poner más jugadores jóvenes. Depende mucho del centro del campo. El problema es que arriba no hay jugadores top. Estamos esperando a Balotelli pero no es continuo. Tiene un gran talento pero no es continuo".

Sin embargo prefiere verlo todo desde la distancia ya que no se plantea de momento ser seleccionador: "Creo que ser entrenador de un equipo nacional es el ultimo trabajo de un entrenador. Todavía me gusta estar en el campo todos los días. En este momento no estoy pensando entrenar a un equipo nacional porque el trabajo no es continuo".