"Se va a competir, no de vacaciones"

Raúl Arias recuerda su participación en el Mundial de Clubes con Necaxa en 2000; pide tomarlo con seriedad

Raul Arias, entrenador que llevó a Necaxa al tercer lugar de un Mundial de Clubes
Raul Arias, entrenador que llevó a Necaxa al tercer lugar de un Mundial de Clubes (Imago7)

Ciudad de México

A 16 años de distancia de la primera aparición del futbol mexicano en el Campeonato Mundial de Clubes de la FIFA, en Brasil 2000, representado por el Necaxa, su entonces estrenador, Raúl Arias Rosas, advierte que siempre tuvo como primicia ir a esa justa a competir, pero jamás de vacaciones, por eso alcanzó el tercer lugar venciendo en penales al complejo Real Madrid.

Arias Rosas, quien recientemente se deslindó de su cargo como director deportivo del Club Toros de Celaya, en el Ascenso Mx, sostuvo en entrevista que una de sus prioridades en ese entonces como entrenador necaxista fue convencer no solo a sus jugadores, sino a sus propias familias y a la directiva que se debía arriesgar todo para trascender ante los ojos del orbe.

Raúl, de un hablar directo y contundente, reveló que junto con su cuerpo técnico tomaron la determinación de viajar a tierras brasileñas el 28 de diciembre y recibir el año 2000 en Brasil, pese a que el Comité Organizador del Mundial de Clubes les había dado como fecha de llegada el 4 de enero, es decir dos días antes de su debut ante el Manchester United, que traía figuras como David Beckham.

“Eran fechas muy difíciles, la primera medida importante que tomamos con el apoyo de la directiva fue irnos con bastante tiempo de anticipación, y decidimos que lo ideal era irnos el día 28 de diciembre. Todo mundo pegó el grito en el cielo, jugadores, familiares, dirigentes, la organización, todo mundo se alteró, porque no comprendían que pasaríamos el fin de año fuera de casa y solo les dije que era una oportunidad que no podíamos desaprovechar, les pedí que me echaran a mí la culpa”, subrayó Arias Rosas.

—¿Y qué hiciste con el entorno del jugador, con el de sus familiares?

—Los familiares en ocasiones creen que es como un viaje turístico, y no es cierto. Y si como profesional vas arrastrando otros distractores, solo te presionas y entonces ya te jodiste, ya no sirve y solo vas a perder el tiempo. La teoría del entonces estratega de los necaxistas se basó en que necesitaba que sus jugadores conocieran todo sobre el lugar a donde irían a competir, estaba convencido de que para hacer un papel competitivo, era necesario correr todo tipo de riesgos y, de hecho, antes de su debut jugaron un partido amistoso ante un equipo amateur con muchachos de 15 años, y lo perdieron 3-0.

 “Teníamos la oportunidad de enfrentar equipos importantes como Vasco da Gama, Manchester United o Real Madrid, y también enfrentamos en fase de grupo a South Melbourne, de Australia. Tienes que leer cómo tienes que competir, cómo puedes competir, equilibrar o equiparar las cosas, por eso establecimos como regla, viajar sin familia”.

—¿Por qué llegar a ese razonamiento?

—No puedes ir a una competencia corta, aunque seas el mejor equipo, a prepararte, porque si pierdes el primer partido en un torneo como el Mundial de Clubes, estás fuera. Y lo que necesitas son jugadores con ritmo de juego y del día a día en ese lugar.

Los necaxistas empataron 1-1 con Manchester United, vencieron 3-1 a los australianos del South Melbourne y cayeron 2-1 con el Vasco de Gama, cifras suficientes para meterse a la pelea por el tercer lugar, su rival fue el Real Madrid de Íker Casillas, Roberto Carlos, Fernando Morientes y Raúl González, entre otros.

Tras el empate a un gol en el tiempo regular, en la serie de penales, los mexicanos se impusieron 4-3, logrando así un hecho histórico para el balompié de nuestro país y del área de la Concacaf.

“Quedó demostrado que tienes que ir a competir y quitarte esa cara de sorpresa porque vas a jugar en Brasil, Japón o Marruecos; el futbol mexicano tiene que ir a competir, y en esas instancias tiene que ser mucho más adaptado y mucho más competitivo, eso fue lo que hizo que Necaxa funcionara en ese Mundial de Clubes”.

—¿Por qué México solo tiene 2 terceros lugares en 11 participaciones?

—Es difícil decirlo a la distancia, son muchas razones, pero creo que en ocasiones se subestima demasiado la competencia, se le da otra interpretación, porque a veces creen que es un viaje de aprendizaje o turístico y eso termina por afectarte, sin duda.

El saldo no ha sido del todo positivo. Con seis equipos diferentes, el futbol de la Liga Mx ha participado en 11 versiones del Mundial de Clubes de la FIFA, con un registro de 28 partidos jugados con saldo de 10 triunfos, seis empates y 12 derrotas, con dos terceros lugares, cuatro veces han quedado en cuarto y quinto, y se suma un último lugar en 2007 con los Tuzos del Pachuca, esa es la peor actuación hasta ahora.