Rayados termina con la racha de Pumas

Monterrey obtuvo en Ciudad Universitaria un nuevo triunfo, mismo que los afianza en la cima de la clasificación y que devuelve a los felinos a la irregularidad


Ciudad de México

La mañana del domingo se vivía con tensión en el ambiente. El líder general, un equipo que prioriza el ataque, visitaba CU. Monterrey, con ciertas rotaciones en distintas líneas, ingresaba a un campo en el que no ganaba desde el 2014 y lo hacía con la consigna de acabar con el buen ánimo universitario. Y ocurrió, pese a que la propuesta de Rayados no fue la mejor, lograron un triunfo por la mínima, ante la inoperancia de los de casa.

Al 16', Pumas tuvo la más clara ej un remate con la cabeza, que Mauro Formica prendió a servicio de Alan Mendoza. Hugo González, cancerbero rayado, se empleó a fondo para evitar la caída de su marco. Diez minutos más tarde, una vez más, el argentino quedó de frente al arco de Monterrey y volvía a fallar, ahora asistido por David Cabrera. I Universidad estaba encima, buscaba la vía adecuada.

Los del Norte también tuvieron sus oportunidades, como la media tijera que Aviles Hurtado no logró conectar, rebasado el minuto 30. El deseo de irse al frente en el marcador era el mismo que el de su rival, pero su fórmula cambiaba. Rayados fue un equipo especulativo en el primer tiempo, ordenado atrás, pero sin un futbol elaborado, pensante y profundo. Estaban cómodos con el resultado parcial.

El comienzo del complemento y la necesidad de una propuesta más ofensiva arrojó a dos equipos que priorizaron, ahora sí, sus funciones en ataque. Avilés Hurtado falló la primera oportunidad con 15 segundos avanzados del reinicio del cotejo; instantes después fue Efraín Juárez, que sumándose al frente, mandaba su embate por encima de la cabaña de Alfredo Saldívar. Un violento vendaval de la ofensiva visitante.

Pese a los esfuerzos colectivos por mantener el orden atrás, en una pincelada que no fructiferó para Pumas, Rayados aprovechó los espacios y por conducto de Avilés Hurtado, abrió el marcador cuando el electrónico marcaba el 60'. El colombiano cruzó a Saldívar, luego de eludir a un par de rivales; este era el peor escenario para Universidad, que más allá de destellos individuales, no había consumado una real opción de peligro.

David Patiño modificó sobre la marcha. El timonel prescindió, primero, de Alan Acosta, para darle ingreso a Kevin Escamilla y liberar así a Abraham González del medio campo, permitiendo que el español se sumara como un elemento más de ataque. Después, ovación del público de por medio, le dio ingreso a Pablo Barrera, en lugar de Marcelo Díaz. Universidad mejoraba en fabricación de oportunidades.

Al 79', Formica quedó una vez más de cara al arco y bombeó la pelota lo suficiente para que Hugo González evitara el gol en contra; Pumas lo intentó hasta los últimos suspiros, sufriendo, careciendo de profundidad, pero manteniendo el espíritu combativo hasta el final, con Pablo Barrera como gran motor en ataque. No fue suficiente. Con Patiño en el timón, los de CU vivieron su primera derrota ante el líder de la competencia.