América gana en gran noche de Silvio Romero

Las Águilas comenzaron el segundo tercio del torneo con el pie derecho y regresaron a la senda del triunfo al vencer con doblete del Chino a Veracruz.

Silvio Romero tuvo una noche de ensueño en el Estadio Azteca
Silvio Romero tuvo una noche de ensueño en el Estadio Azteca (Imago7)

Ciudad de México

Recomponer el camino. Esa era la encomienda de América, luego de la inesperada caída que tuvieron en la Jornada 7 ante Morelia. El paro de actividades le sentó bien al equipo de Miguel Herrera, que con un futbol ordenado, y por lapsos discreto, vencieron por 2-0 a Veracruz con doblete de Silvio Romero.

Los del Pedregal cumplieron e hicieron pesar su condición de locales para seguir en lo más alto de la tabla con la firme aspiración de llegar a su meta de 30 puntos en este segundo tercio del torneo. Por su lado, los Tiburones Rojos, perdieron valiosas unidades, que más que para ingresar a Liguilla, les sirven de respiro en la porcentual.

ÁGUILAS AL ABORDAJE

El duelo comenzó con entradas muy ríspidas por parte de ambos conjuntos, Veracruz tuvo la primera clara pero Adrián Luna cayó en el área. Los dos continuaron palpando el terreno pero fue América quien cumplió con lo dicho previo al partido e hizo pesar su casa.

Las Águilas se hicieron de la posesión del balón y con apenas 6 minutos en el reloj, Silvio Romero recibió un pase, recortó y disparó de pierna izquierda para poner el 1-0, un tanto que la afición le agradeció coreando su nombre.

La tribuna aún no terminaba de celebrar el primer gol, cuando los locales apuntalaron al segundo: desde la banda derecha Darwin Quintero recibió el esférico que sin piedad envió al fondo de las redes, pero el silbante Alfredo Peñaloza calmó la algarabía al indicar fuera de juego. Con la ofensiva a tope el Chino Romero mandó un tiro cruzado que se fue por un lado del arco.

A los 15 minutos de juego, Veracruz comenzó a carburar y a presionar a América. Primero, Cristian Pellerano puso un disparo que se fue por arriba del arco de Agustín Marchesín. Un minuto después, Adrián Luna envió un zapatazo que el arquero argentino alcanzó a desviar a la esquina.

Aunque los escualos comenzaron a tener aparición, América intentó nulificarlos: al 21' Darwin Quintero colocó un centro para William Da Silva pero el jugador no llegó a tiempo para el remate. Cuatro minutos más tarde, Quintero vuelve a la escena con una jugada individual que fue cortada por la defensa rival. Al 26', Bruno Valdez mandó un cabezazo que Melitón Hernández detuvo para evitar la caída de su arco.

Los ataques por parte de América no cesaron, ahora fue Miguel Samudio quien intentó picarla por arriba de Melitón pero el disparo salió por un lado. Pasada la media hora, el ritmo de juego comenzó a bajar, aunque América mantuvo en su dominio el balón, las aproximaciones que registraron fueron repelidas por la zaga jarocha y otras más, salieron desviadas.

EL CHINO LA HACE DE NUEVO

Para la segunda mitad y sabiendo que la ventaja en el marcador era mínima, Veracruz salió con el objetivo de recuperar metros para ingresar al área custodiada por Marchesín. Cristian Menéndez envió un disparo que pasó muy cerca del arco, dos minutos después, al 52', Daniel Villalva puso a trabar a Marche con un disparo que el portero atajó en dos tiempos.

Con algunos chispazos ofensivos, como el efectuado por Adrián Luna quien envió un tiro centro, Veracruz buscó la igualada. América esperó paciente su momento de volver a aparecer en la escena, con la esperanza de hacerlo de forma efectiva.

Al 68' América, aprovechó un tiro de esquina para ampliar la ventaja: al cobro, en el corazón del área apareció Bruno Valdez quien desvió ligeramente con un cabezazo, aunque el balón parecía salir, Romero estuvo en el lugar exacto para impedirlo y también con la cabeza  atento llevar el esférico a las redes y poner el 2-0.

Los jarochos quisieron recortar distancias, pero sus intervenciones no fueron de mayor peligro para Marchesín. Al 85', Omar Álvarez se llevó la roja por entrada sobre Darwin Quintero; con minutos aún en juego, América intentó aprovechar su ventaja numérica, pero no pudo más y dejó sin más anotaciones el encuentro, de cualquier forma, la victoria se quedaría en el Azteca.