Falló la seguridad en el estadio Alfonso Lastras

Un fanático necaxista relató que ningún elemento los escoltó a su salida del inmueble; incluso, durante la agresión, denunció escasa presencia de policía. Además, identificó al grupo agresor

Estadio Alfonso Lastras
Estadio Alfonso Lastras (Mexsport)

Ciudad de México

Un fanático, quien solicitó el anonimato, contó a La Afición sobre los hechos violentos de la noche del sábado 30 de enero, después del Atlético San Luis vs. Necaxa en el Alfonso Lastras, donde los visitantes salieron del estadio minutos antes del silbatazo, a petición del personal del inmueble, debido a que no había personal de seguridad para escoltar a los casi 100 espectadores.

Sin embargo, a su llegada al recinto, "estaban los de seguridad afuera, nos estaban diciendo que, por seguridad, nos iban a sacar cinco minutos antes (de terminar el encuentro), luego le arreglaron y dijeron que en cuanto el árbitro silbara nos iban a sacar. Nos dieron los boletos y entramos".

Previo al fin del cotejo, un elemento de seguridad privada se acercó a la 'Sobredosis Albiroja' para decirles: "¿saben qué? Ya váyanse porque no hay gente de seguridad, no hay quién los escolte", comentó el hincha de la albirroja. A pesar de que los integrantes de la barra visitante señalaron que contarían con escolta para evitar incidentes con los hinchas locales, el elemento de seguridad reiteró: "sí, pero no hay quién los escolte".

Aunque el club informó que se "cumplió con todos los protocolos de seguridad que se establecen en estos casos para resguardar a los asistentes al contar con seguridad privada, así como con el apoyo de las diferentes corporaciones policiacas, tanto municipales como del estado y de Protección Civil Estatal y Municipal, quienes con su oportuna intervención evitaron que los actos fueran de consecuencias mayores", la 'Sobredosis' no contó con las medidas preventivas.

Los seguidores visitantes, según relató el hincha de 22 años de edad, acataron: "íbamos rápido para subirnos a los camiones, fue ahí cuando salieron los de San Luis, nos empezaron a apedrear los camiones, no dieron chance de bajarnos, ni nada".

Durante la agresión, los fanáticos, dentro de los autobuses, se resguardaban en el piso, mientras algunos sujetaron las cortinas para evitar heridas a causa de los proyectiles en su contra.

Algunos seguidores de los Rayos fueron golpeados por el grupo de animación local 'La Guerrilla'; "cuando llegaron los del San Luis, apenas iban saliendo más (necaxistas) del estadio, a ellos fueron a los que agarraron afuera".

Uno de los dos autobuses, continuó el fan necaxista, logró salir del Alfonso Lastras, pese a estar rodeado por integrantes de 'La Guerrilla'.

"El chofer empezó a darle, afuera no había más que como tres patrullas (sic). No había mucha seguridad afuera, nosotros le estábamos gritando al chofer que ya le diera, que le arrancara para que no le quebraran más vidrios, pero se ponían los chavos de San Luis adelante y alrededor del camión y no se podía mover el chofer".

¿Elementos de seguridad los ayudaron a salir del Alfonso Lastras? "Nosotros salimos solos porque, según, no había escoltas. Llegaron los estatales cuando nosotros salíamos (del estadio), factor que contradice el comunicado de la Procuraduría General de Justicia de San Luis Potosí.

"De manera coordinada, alrededor de 150 elementos de la Policía Estatal coadyuvaron con la Policía Municipal de la Capital, para controlar en un lapso de 40 minutos la situación y poner orden, lo que permitió que los más de 7 mil asistentes salieran del recinto y evitó que hubiera más afectados".

Después de sortear la violencia a las afueras del Alfonso Lastras, los fanáticos del Necaxa pararon antes de continuar su camino rumbo a Aguascalientes y revisar que no hubiera algún herido en riesgo; "no era nada de gravedad, eran nada más rasguños de los vidrios que cayeron. El chofer traía una descalabrada".

¿Cómo identificaron a los agresores ('La Guerrilla')? "Porque ellos nos gritaban sus nombres, cómo se llaman, nos gritaban: aguante 'La Guerrilla".

Uno de los hinchas necaxistas fue trasladado al Hospital Central de San Luis Potosí, ya que "no recordaba dónde vivía, ni número, ni nada, por el mismo golpe. Tuvo que ir un familiar a firmar hasta San Luis al hospital".

El seguidor de los Rayos dijo que la directiva, en conjunto con la de San Luis, los contactó tras los hechos violentos en el Alfonso Lastras para identificar a los responsables.