Débiles fuera de la guarida

Leones Negros perdió su oportunidad de convertirse en el nuevo líder general del Ascenso MX al caer por 2-1 ante Zacatepec en el Estadio Coruco Díaz por el partido pendiente de la Jornada 3

La Universidad de Guadalajara cayó por 2-1 ante Zacatepec en su visita al Estadio Coruco Díaz en Morelos
La Universidad de Guadalajara cayó por 2-1 ante Zacatepec en su visita al Estadio Coruco Díaz en Morelos (Mexsport)

Guadalajara

La Universidad de Guadalajara cayó por 2-1 ante Zacatepec en su visita al Estadio Coruco Díaz en Morelos, en el duelo pendiente de la tercera fecha del Ascenso MX, misma que fue postergada debido a que jugadores del conjunto cañero presentaron un cuadro de salmonelosis.

Sin embargo, a juzgar por el desempeño de los jugadores verdiblancos, la enfermedad de hace algunas semanas no dejó secuelas y salieron a proponer las condiciones del encuentro desde el primer minuto, pero los melenudos respondieron fuego con fuego en los 10 minutos iníciales del partido.

Los locales no se dejaron intimidar por la visita felina e incrementaron su intensidad en ofensiva, misma que rindió frutos rápidamente. En el minuto 15 Arturo Alvarado entró plácidamente por el sector izquierdo del área universitaria y remató fuerte un centro retrasado que puso el balón al fondo de la portería de Humberto Hernández.

El desconcierto de los tapatíos fue notorio, el primer tanto los descontroló y los expuso al segundo golpe. Tres minutos después del primer descalabro de los visitantes, el ariete mexicano, Jesús Lara, cerró la pinza tras una genial jugada de Arturo Alvarado que dejó fuera de combate a Ribair Rodríguez y Fidel Vázquez, para concretar el segundo tanto de los locales al 18’.

El ordenamiento táctico que expuso Zacatepec fue destacado, cerró los espacios en la parte media del campo y provocó que Leones Negros se dedicara a enviar trazos largos a Juan Anangonó y Pablo Olivera, quienes al encontrarse bien marcados por la zaga morelense, no generaron mayor peligro en la primera mitad.

Para la segunda mitad el ritmo fue inicialmente pautado por los universitarios. UdeG tocó la pelota con mayor velocidad y movilidad entre sus jugadores, esto les permitió tener mayor profundidad y presencia en el área local. Y les rindió frutos. En el 48’ tras un centro a balón parado por el sector izquierdo del campo, el mortal ariete ecuatoriano, Juan Anangonó, conectó un fuerte testarazo que entró cruzado a la portería que Juan Roldán  dejó desprotegida después de realizar una pifia en su salida para cortar el servicio tapatío.

El gol recibido despertó a Zacatepec. Los verdiblancos se volvieron a sintonizar entre ellos y redujeron los constantes ataques felinos. En el minuto 70 se concedió un tiempo para que las escuadras se re hidrataran, espacio que Daniel Guzmán aprovechó para mostrar a sus pupilos algunos esquemas tácticos que prometían ser la solución para los problemas del encuentro, pero estos eran más parecidos a un laberinto.

Los locales lograron cerrar el partido con el cuchillo entre los dientes, pues en los minutos finales Jonathan Quintero y Christian López se perdieron un par de oportunidades latentes para empatar el partido. Finalizado el encuentro se suscitó un altercado entre las escuadras debido a una agresión del jugador de Zacatepec Néstor Olguín sobre Jorge Mora de Leones Negros más no pasó a mayores.

Leones Negros visitará a Celaya F.C. en el Estadio Miguel Alemán la próxima semana en la Jornada 7 del Ascenso MX, donde los melenudos deberán demostrar que sí pueden ser ganadores también en calidad de visitante.