Leones Negros a un paso de Primera División

Con un gol de José Cruz Gutiérrez y una soberbia actuación del portero Hernández los Leones se erigieron campeones del ascenso. Tienen medio boleto a Primera División. Necaxa perdió el título en la ida

Leones Negros se coronó en Aguascalientes
Leones Negros se coronó en Aguascalientes (Mexsport)

AGUASCALIENTES

Volvió el equipo que nació grande. Leones Negros es campeón del Ascenso MX y lo hicieron con un juego de gente grande. Los tapatíos dieron cátedra de cómo defenderse al Necaxa. Por decirlo en otras palabras: "le vendieron changos a Tarzán" en la Liguilla los Rayos metieron doce goles y sólo recibieron dos, los suficientes para perder la final. Leones Negros 2, Necaxa 1, fue el marcador global.


Dolores de cabeza. La final de vuelta en la Ascenso MX fue tal como se esperaba. El Necaxa de mentiras que jugó en el Jalisco mutó en el Victoria.


Los Rayos atacaban, no tenían laterales, tenían extremos Martínez y De la Cruz llegaban sin problemas a tres cuartos de cancha y bombardeaban el área de los Leones.


El primer tiempo fue todo de los Rayos pero su único argumento eran las pelotas detenidas. Pero se toparon con un enorme Humberto Hernández en el arco de la visita.


Horacio Cervantes y Sony Guadarrama tuvieron el gol, ambos mediante el remate de cabeza y ambos se toparon con un enorme arquero universitario que en el primer tiempo bajó la cortina y estuvo intratable.


Cervantes remató un tiro de esquina y el Gansito voló para evitar el gol, a los minutos llegó un remate de Sony Guadarrama y el portero de la visita mandó a corner.
El primer tiempo se fue con la sensación de un viejo y cansado dicho futbolero: "El que perdona pierde".


El segundo tiempo fue una calca del primero hasta que llegó José Cruz Gutiérrez.


El ex delantero de Rayados e Irapuato se erigió como la figura. César Valdovinos centró a primer poste y el atacante de la Universidad conectó de cabeza y gol. El que mata a puñaladas, no puede morir a besos. Necaxa lo intentó sólo de cabeza y de la misma forma fue derrocado. Pepe Gutiérrez dejó en silencio al Victoria.


El técnico de los Rayos intentó hacer daño mediante una estrategia de la vieja escuela. Metió un centro delantero, Lalo Lillingston y a un volante por izquierda Carlos Hurtado para intentar hacer daño, pero pasaba el tiempo y ni cosquillas le hacían al Gansito Hernández.


Pero el sufrimiento venía gratis, incluido por el mismo precio. Al minuto 86 Jhonatas Gonçalves marcó el gol para Necaxa. Agonía pura en el Victoria.


Leones Negros estaba a cinco minutos del título y los Rayos atacaban a ciegas, con todo. Final con dramatismo puro. La Universidad, el equipo con el presupuesto más bajo del ascenso es el campeón. David le ganó a Goliat.