Los enemigos de la corona

Varios equipos han visto en repetidas ocasiones frustrado el sueño de levantar un trofeo, y aunque la sequía no es generalizada, mantienen una mala racha en torneos específicos

Los malditos de las finales
Los malditos de la final (AP)

Ciudad de México

El sueño de todo equipo es colocar en sus vitrinas un trofeo que los distinga como el mejor entre sus competidores, el largo tramo recorrido culmina con ese juego final donde se disputan a muerte la corona del campeonato en cuestión, sin embargo es justo ahí donde pierden el gas y terminan sucumbiendo una y otra vez, cosechando una serie de fracasos que empañan la historia que los precede.

Ayer el Benfica de Portugal fracasó por octava ocasión en su búsqueda por ser el campeón de Europa, el equipo lusitano cayó en penales en el Juventus Stadium ante el Sevilla de España luego de realizar un buen torneo, eliminando incluso al favorito de la contienda, Juventus.

Aquí te mostramos aquellos “Enemigos de la corona” que al pasar de los años siguen viendo fracasar los sueños de ser campeones de algún torneo en especial.

HOLANDA

En Alemania 1974, los ‘Tulipanes’ encararon el duelo final cobijados por su capitán Johan Cruyff y su goleador Johan Neeskens, con tres goles en contra lucían sólidos en defensa y mortales en ataque al registrar quince goles durante la justa. Sin embargo en el duelo final cayeron frente a los teutones dos goles contra uno en el Estadio Olímpico de Munich.

Cuatro años después, en Argentina 1978, Holanda tenía ante sí una nueva oportunidad de hacerse con la gloria mundialista al llegar a la final de aquel certamen ante la selección anfitriona. Los europeos contaban con el tercer mejor artillero del torneo, Rob Rensenbrik, pero la albiceleste tenía entre sus filas al centrocampista Mario Kempes, jugador que a la postre sería su verdugo al anotarle dos de los tres goles con los que se adjudicaron el trofeo en el Estadio Monumental de Buenos Aires.

32 años después, en el ‘Continente Negro’, el Estadio Soccer City de Sudáfrica recibió a España y Holanda en una de las finales más emocionantes que se recuerden. Holanda, después de dejar a Eslovaquia, Brasil y Uruguay en el camino, llegaba respaldada por figuras como Arjen Robben, Dirk Kuyt, Van Persie y Wesley Sneijder y a pesar de que durante el juego definitivo tuvieron incontables ocasiones para abrir el marcador, fue el español Andrés Iniesta quien se llevó toda la gloria para la península ibérica con un gol de último minuto.  

BENFICA

“Benfica sin mi nunca ganará una copa europea” fueron las palabras en 1962 del desparecido entrenador Bela Gutmann, quien entonces no imaginaba el alcance que su “maldición” tendría sobre el equipo portugués, pues desde entonces los lusitanos han disputado 8 finales de Europa sin conseguir éxito alguno; Milan en 1963, Inter en 1965, Manchester United en el 68, Anderlecht en 1983, PSV cinco años después, en 1990 nuevamente Milan, Chelsea el año pasado y en la última edición Sevilla, han sido los campeones de este certamen a costa de las Águilas.

Gutmann fue víctima de sus propias palabras, pues en su regreso al club, dirigió la final del viejo continente que su equipo perdió contra el Inter en 1965.

CRUZ AZUL

El tema de la ‘Máquina’ está completamente rebasado; sin embargo no podemos dejar de mencionar a una institución del tamaño del club de La Noria en una lista como esta.

Cruz Azul, acostumbrado a ser el equipo que observe desde el suelo a los campeones de liga que se han coronado a costa suya, lleva ya cerca de 17 años sin ganar un título de la liga mexicana desde que se coronara en León en el Invierno del 97.

Desde entonces han sido cinco finales las que los celestes han disputado sin poder regalarle una alegría a su cada vez más desesperada afición.

Pachuca, Santos, Toluca, Monterrey y América han bordado una estrella en su escudo gracias a Cruz Azul y fue precisamente contra el América en el Clausura 2013 el registro más doloroso del que la escuadra cementera tenga memoria, pues con un marcador global de 2-0 a 5 minutos del final del partido y con un hombre más, los de Coapa vinieron de atrás para llevarse la edición de aquella justa dejando la herida cruzazulina más profunda de lo que ya era.

LIVERPOOL Y NAPOLI

Los ‘Reds’ y el conjunto italiano comparten una maldición de 24 años sin coronarse dentro de sus respectivas ligas.

Fue en 1990 cuando ambas escuadras se hicieron por última vez de la Liga Inglesa y el Calcio italiano respectivamente, desde entonces sus esfuerzos por volver a ser monarcas de dichas contiendas han quedado solo en eso.

Liverpool estuvo muy cerca de romper esta “maldición” al firmar un excelente torneo local y que peleó codo a codo con el Manchester City hasta la última fecha donde los Citizens se llevaron el galardón por únicamente dos puntos de diferencia.

En Italia, los recuerdos de Maradona levantando el Calcio quedan ya muy lejanos. En la presente campaña los napolitanos hicieron grandes contrataciones como el argentino Gonzalo Higuaín, sin embargo tuvieron que conformarse con el tercer sitio a la sombra de una Juventus que se coronó por tercer año consecutivo.