¿Quiénes son los candidatos para dirigir la Concacaf?

La lista se ha reducido a dos nombres: Víctor Montagliani de la Asociación Canadiense de Futbol y Larry Mussenden, dirigente en las Bermudas


Víctor Montagliani y Larry Mussenden son los principales candidatos a la presidencia de Concacaf
Víctor Montagliani y Larry Mussenden son los principales candidatos a la presidencia de Concacaf (Mexsport / Twitter)

Ciudad de México

En el marco del Congreso de la FIFA en la Ciudad de México se designará al nuevo presidente de la Confederación de Norteamérica, Centro América y el Caribe de Futbol (Concacaf), institución conformada por 41 países miembros.

El puesto quedó vacante debido a la detención del ex dirigente hondureño Alfredo Hawit, extraditado a Estados Unidos por supuesta corrupción, quien cubría un interinato tras la salida de Jeffrey Webb, detenido por los mismos cargos.

Los principales candidatos a ocupar su lugar son dos: Víctor Montagliani y Larry Mussenden, aprobados previamente por el Comité de Auditoría y Cumplimiento de la FIFA.

Proveniente de Canadá, Víctor Montagliani es el presidente de la Asociación de Futbol de su país y el candidato apoyado por la Federación Mexicana de Futbol y los países del norte y centro del continente.

Dentro de su trayectoria se encuentra el dominio del inglés francés y español; haber formado parte del Comité Ejecutivo de la Concacaf y el Comité Legal de la FIFA; además de su labor para concretar la creación de una liga de futbol en el segundo país más grande del mundo.

Entre sus planes está proteger la integridad del juego, el manejo profesional y ético del balompié en la región, unificar a las tres secciones que conforman a la confederación dejando  de lado los intereses individuales para buscar el bien común y diseñar una estrategia para conseguir que el  Mundial de 2026 se lleve a cabo en algún país miembro.

Por otro lado, su rival Larry Mussenden, un abogado penal originario de las islas Bermudas, se perfila como el aspirante favorito para las naciones del Caribe.

Dentro de sus credenciales puede presumir haber sido presidente de la Asociación de Futbol de su país en dos ocasiones: la primera de ellas de 2001 a 2008; y la segunda se dio en 2010, puesto en el que continua vigente.

Su dominio en asuntos legales y futbolísticos lo sitúan como un serio contendiente al puesto. Con los escándalos de sus antecesores aún vigentes, el bermudeño propone usar el marketing y los recursos financieros correctamente para transformar a la Concacaf de forma positiva.