Pelotazos

Un punto… 20 años después

México perdió el último partido de la ronda de grupos en los dos últimos Mundiales.

En Sudáfrica, Uruguay le ganó 1-0. La calificación a segunda ronda llegó sólo gracias a que los africanos sólo pudieron ganarle a Francia 2-1. Los anfitriones dejaron la calificación por diferencia de goles aún cuando se enfrentaron a la peor selección francesa en los últimos 20 años.

En Alemania la derrota de los mexicanos fue de 2-1 contra Portugal. Angola necesitaba dos goles contra Irán para superar a México, los africanos mantuvieron la esperanza hasta el minuto 75 cuando un iraní de nombre impronunciable les empató el juego.

Y la calificación a Brasil 2014 llegó también con una derrota en el último partido en Costa Rica. Fue –inolvidable-, gracias a Estados Unidos que le dio la vuelta a Panamá en tiempo de compensación que hubo la posibilidad de jugar el repechaje contra Nueva Zelanda.

En el 2002, el Tri no hubiera calificado a segunda ronda si pierde el último partido de grupos contra Italia. Sacó un empate. También consiguió un punto en el último juego de Francia 98, pero perdía hasta el último minuto de tiempo de compensación contra Holanda, de todas formas ya estaba en segunda ronda.

México no puede perder ahora el último partido. Para calificar así, Camerún tendría que ganarle a Brasil por tres goles. La obligación de sacar al menos un punto no se presentaba desde Estados Unidos 94 cuando el empate contra Italia era obligado. Hace 20 años que México no tiene tanta necesidad de ese punto. Las combinaciones, la suerte, los milagros le han dado calificaciones consecutivas a segunda ronda desde entonces. Esta vez, y paradójicamente con un equipo que se ha visto mucho mejor de lo esperado, que obtuvo uno de los resultados más simbólicos y festejados (el empate ante el local Brasil) no puede perder contra Croacia. No se puede dar ese lujo… 20 años después. 

roberto.velazquez@milenio.com

twitter@rvbolio