Futbol al día

El penal más discutido de la historia

Este penal a Robben se va a comparar, con el tiempo, con aquel momento de Miguel Mejía Barón de por qué no hizo el cambio y metió a Hugo Sánchez.

Hoy, pocos mexicanos dan crédito a lo que pasó: Rafa Márquez traba el pie izquierdo de Robben, el árbitro lo ve y marca penal.

Antes del tiro, le mandan desde la banca la orden a Ochoa de que se tire al lado derecho, se tira al izquierdo y gol. Si se tira al derecho, igual entra, fue tirado con una colocación sublime.

Un penal así levanta una cortina de humo sobre los errores de dirección en el partido. Unos inevitables como la entrada de Reyes, otros evitables como la inútil e inexplicable entrada de Aquino.

El técnico tenía la oportunidad de borrar su imagen de que no sabe manejar los resultados y se distrajo reclamando todo, peleándose con el asistente, sin poner la atención en lo difícil del parado de Holanda, que le mandó a Robben a entretener el lado izquierdo de México, cortar su conexión allá adelante y obligando a que México pusiese hasta tres en la marca. Robben se llevó a los tres.

¿A qué entró Aquino? Se le hizo daño al jugador porque fue exhibido ante la gente, mientras que se comenzó a extrañar a Gio y se esperaba la entrada de Marco Fabián. Total, mal manejo del partido, malos los cambios, mucho esfuerzo sin un plan bien estudiado y sin tener un plan B.

Ah, pero viene el penal y se convierte en la excusa más mexicana que los mezquites. Y lo que no supieron ganar con argumentos sosteniendo un marcador a favor, se quita de encima la responsabilidad pegándole al silbante.

Estamos eliminados y no logramos el quinto partido.

Costa Rica, sin tanta promesa, lo logró.

Eso dice mucho.

donrobert@multimedios.com