Futbol al día

El nuevo estadio de los Tigres

Primero hay que decir que muchos Regiomontanos ven con simpatía el proyecto y están convencidos de que se puede lograr.

Pero muchos otros que ven ese gigante, se han convertido en los enemigos que desde el bajo mundo de la envidia a cada movimiento, le ponen un pero y lo atoran.

En alguna oficina está atorado el proyecto.

Ya surgen voces de inversionistas regios que tienen el proyecto de colonizar terrenos cerca de sus fraccionamientos para aumentar el valor de la tierra. Esa es otra oportunidad, pero tenemos que ver que nuestra Área Metropolitana creció y sigue creciendo tan a lo loco que no hay sistemas viales que ayuden.

En lo de la vialidad, el proyecto sobre el Río va ganando y medio.

La Universidad quiere también participar, faltaba más. Son los dueños del equipo y aunque lo mandaron a Segunda División y bajaron la cabeza por ese grave antecedente, ahora que ven inversionistas que llegan con dinero en la mano, desean poner en práctica los conocimientos de las Facultades de Arquitectura e Ingeniería para estar dentro del proyecto.

Déjenme informar que un mexicano, egresado de la UANL trabaja en esa impresionante planta de talento que lleva ya más de 100 estadios construidos en todo el mundo y venciendo los problemas que la naturaleza da.

El estadio sobre el Río es pan comido.

Y hay otra opción que tiene varias opciones: La ampliación de nuestro Estadio que tiene ya más de 40 años dando servicio y se ve señorial y con una vida de primer nivel.

Pero hay que mejorar las instalaciones.

Una comparación con el primer mundo: El Nou Camp de Barcelona se va a ampliar para 10 mil gentes mas, construyendo por fuera, cuatro torres con círculos para ascender y descender, pero igual, para mejorar todos los servicios que ya son viejos: Baños, llaves, puertas, luces, escaleras eléctricas, butacas y todo lo necesario lo que corresponde a una mejoría en el Nou Camp.

Con esto termino.

El nuevo estadio de los Tigres en el puente sobre el Río, o en un terreno, o mejorando el actual con otras 15 mil personas de cupo.

En cualquiera de esas posibilidades, se hace porque se hace.

Primero Dios, desde luego.


donrobert@multimedios.com