Futbol al día

Retroceso en el futbol

Estoy viendo el draft de futbol americano que se realiza en Nueva York; es un despliegue de entrevistas, estadísticas, producción, juegos anteriores… en fin, un espectáculo para la tele que contrasta totalmente con lo que vivimos en Cancún.

Para empezar, en el Radio Music Hall hay lugar hasta para las barras de los equipos. En Cancún no te dejan entrar en el círculo donde trabajan los dirigentes porque te puede dar un ataque al miocardio si conoces las formas y repartideras que de ahí nacen.

Así de distantes estamos.

En nuestro juego parece que vamos de picada. Decrece la calidad de los jugadores y contrasta con el aumento de sueldos y transferencias.

Los Don Nadie aumentan sobre las figuras que ya no hay ni en los juegos finales.

La calidad del futbol que vemos en los estadios ha obligado a bajar los precios hasta 20 pesos el boleto para que entren a tomarse una chela y consuman algo que valga la pena. ¿Y en el campo? Juego lateral y ratonero, calmado, a 30 por hora, sin esfuerzo de los actores y claro que ha impactado en ver poco a poco los estadios vacíos. La gente ya cuida su lana.

A pesar de los pésimos resultados en Monterrey y Tigres, el fantasma de la esperanza aún vive en los corazones de la gente, y como en esta ciudad no hay ningún otro entretenimiento familiar masivo, tengan la plena seguridad de que los llenos continuarán como si los equipos fuesen buenos. Para terminar eliminados mientras México se muere de la risa de nuestra nobleza.

Pero esto no solamente pasa por el Noreste de México, es, en términos generales, un retroceso serio, grave, contundente y difícil de vencer.

El que tenga ojos, que vea.

donrobert@multimedios.com