Las otras competencias

Uber vs. Propósitos de Año Nuevo

Este 2017 uno de los principales propósitos de Año Nuevo de la mayoría de mexicanos es hacer ejercicio. Unos, desde luego hasta se inscribirán en un gimnasio, otros nada más piensan abandonar el sedentarismo por medio de hacer un esfuerzo físico en algunas de las actividades cotidianas.

Lamentablemente, en el segundo de los casos, las APP’s (acrónimo de la palabra inglesa ‘application’ y que se traduce como ‘aplicación’, en informática y telefonía) creadas para generar una mayor comodidad, se opondrán a este propósito.

Hasta hace unos años, los mexicanos para comprar una pizza, un café o tres tacos no escatimaban el esfuerzo que significa caminar una o dos cuadras, lo cual significaba un ejercicio físico que ahora ya se encuentra en proceso de extinción, debido precisamente a las APP’s, ideadas para que desde un escritorio se pueda hacer una llamada telefónica para que le lleven a uno el café, la pizza o los tacos hasta la puerta de su casa u oficina.

Hace ya algunas décadas las empresas de pizzas comenzaron a hacer entregas a domicilio (incluso Domino’s tuvo un auge en 1994 en Chiapas porque periodistas y turistas revolucionarios pedían pizzas en el inicio del Movimiento Zapatista de Liberación Nacional, según me comentaba Cosme Torrado, dueño de la firma en México). Le siguieron las taquerías y luego los cafés.

Ahora toda la comida rápida cuenta con un ejército de mensajeros que llevan cualquier alimento hasta un escritorio o una casa.

Incluso es común ver, en colonias  de la Ciudad de México como Roma, Condesa, Polanco o Del Valle, cómo mensajeros de Uber, en motocicleta o en bicicleta, circulan por las calles a toda hora para entregar su mercancía.

Todo esto viene a cuento porque si se quiere romper el sedentarismo en 2017, una buena estrategia es depender menos de las APP’s y regresar a las épocas en que no importaba caminar dos, tres o cinco cuadras para comprar un café o una pizza. La ventaja es que, además, se puede socializar con la comunidad.

AROS DEL PODER

Ojalá que gracias al gasolinazo más mexicanos tomen el ciclismo como medio de transporte cotidiano, aunque sea económicamente obligado… Uno de los deseos de los mexicanos es que en este año que recién inicia se limpie definitivamente el deporte. 

filosofodelmetro@yahoo.com.mx