De oficio reportero

De oficio reportero

LO BUENO

1. La goleada del América al Atlas fue muy ochentera, de aquellos tiempos donde las diferencias entre plantillas estaban muy marcadas. De esas que le pegaba un equipo grande a uno chico, enano.

2. Convertido hoy en referente del América, hoy ya muy pocos se acuerdan de que Rubens Sambueza llegó por la puerta de atrás, entre señalamientos de que no era jugador para el nido. Hoy, cómo son las cosas, le rinden pleitesía.

3. No es poca cosa hacer lo de Guillermo Allison: sentar a uno de los mejores arqueros del país, a una vaca sagrada, a Jesús Corona. No cualquiera. Y lo está haciendo sin dar espacio a las dudas del por qué de la decisión de su técnico.

4. Ojalá y que todas las peleas por no descender sean como las de Chivas. “Si hay que morir, que sea peleando”, es aplicado a la perfección por Almeyda con un estilo atrevido, que alienta el espectáculo y no la especulación.

5. Ojala se voltee a ver más el ho-ckey sobre hielo en nuestro país. El Mundial Sub 20 que se está jugando en la Ciudad de México es una buena oportunidad para acercarse a este deporte. Hay que echarle un ojo.

LO MALO

1. Fidel Kuri representa toda la barbarie que la Liga MX ha querido repeler desde hace años de sus filas. No debe haber pretextos idiotas, el castigo al propietario del Veracruz debe ser ejemplar.

2. Las declaraciones irresponsables que realizó Kuri en aparente estado de ebriedad tras su “chistecito” del viernes fueron como atropellar al perro y encima regresar a darle de patadas y orinarlo. Irreal.

3. Dorados debería hacer más digna su muerte, porque la manera en que está entregando la categoría es vergonzosa, de esos equipos que ni aire hicieron en su paso por la Primera División.

4. Monarcas debe voltear a ver a Dorados y ya, de una vez, matarlo, olvidarse del descenso y no seguirle dando vida con una de cal y otra de arena que ha entregado desde la campaña pasada.

5. La Disciplinaria dictaminó que no hubo manifestación racista de Darío Verón hacia jugadores del América, ¿ya podemos volver a hablar del pésimo rendimiento de Quintero desde su llegada a las Águilas o lo seguimos victimizando?

 

ricardo.magallan@milenio.com

twitter@rmagallan77