De oficio reportero

De oficio reportero


LO BUENO

1. Odien al América, reviéntenlo, menos no se merece el mejor equipo de la Liga, el que está arrasando. Los demás son simples espectadores, tiran baba cuando ven pisar fuerte al monstruo amarillo.

2. Oribe Peralta cayó en el lugar y momento indicado. ¿Extrañarán a Raúl Jiménez? No. En el ex Santos hay de todo lo que aquél comulgaba: goles, presencia en área, pasta de ídolo, carácter para echarse al equipo en hombros.

3. Dorlan Pabón ha dejado atrás cualquier rencor que le pudiera guardar la afición rayada por aquella primera estancia en la que se fue mal del club. Hacía falta que el protagonismo de este equipo se despegara de Suazo.

4. En el camino de incertidumbre que ha tomado el Tijuana esta temporada, lo de Darío Benedetto debe considerarse como una luz de esperanza. El argentino está conectado en un equipo de anarquía reinante. Eso es aplaudible.

5. El ADN del Atlas lo obliga a avanzar así. Sin drama, sin harto sudor y sufrimiento, ningún triunfo sería válido para los rojinegros. Por eso el gozo es mayúsculo, por eso el subliderato es tan preciado. Y también tan merecido.


LO MALO

1. Debe ser un durísimo golpe para José Luis Trejo asumir su falta de capacidad. Pero de eso a hacer víctima de su terquedad a Pumas, hay largo trecho. Él debió renunciar, por vergüenza.

2. Criticar la llegada de Pako Ayestarán al timón de Pumas por ser defensivo es un abuso. Las formas ya son las que menos importan en este club. Con el español hay garantía de trabajo, y eso, seguro, llevará a algo mejor. Paciencia.

3. A nadie debe sorprender lo de Cruz Azul. Venía sobreviviendo a suspiros, y así era imposible evitar que llegara un equipo en forma a destazarlo. Otra vez La Máquina. Otra vez cualquier discurso suena vano para justificar.

4. Pachuca no puede ser tan ave de paso. La inestabilidad como forma de vida es arriesgada, cobarde e injusta para una afición que ya lleva tiempecito esperando agarrar carril de una buena temporada.

5. ¿Y dónde quedaron todos esos que llenaron en la final de Ascenso el estadio apoyando a los Leones Negros? ¿Todo quedó en mera moda? Pobre UdeG. Tan vapuleada en la cancha como en la tribuna.


ricardo.magallan@milenio.com

twitter@rmagallan77