De oficio reportero

De oficio reportero

LO BUENO

1. Gustavo Matosas es histórico y hoy merece ser el objeto del deseo de muchos equipos, chicos y grandes. El uruguayo es artífice de la historia rosa y romántica de este León bicampeón.

2. Que Nacho González haya anotado el gol definitivo para el bicampeonato sólo enaltece más este concepto del equipo que vino desde abajo, con una bola de desconocidos, a ganar todo y hacerse respetar.

3. Que Miguel Herrera no lo piense más: el mediocampo del León debe ser el de la selección nacional en su debut mundialista frente a Camerún. Hoy, no hay mejores futbolistas en esa zona que los esmeraldas.

4. La veteranía Óscar Pérez es mera estadística. Este hombre, a sus 40 y tantos, tiene más corazón que muchos de sus jóvenes colegas. El guardameta, más allá de sus logros deportivos, debe ser visto como ejemplo por generaciones.

5. Loable y ejemplar la acción de los futbolistas del Betis y el Osasuna al ponerse a rescatar personas tras la avalancha humana que hubo en el estadio El Sadar. Nos recuerdan que los ídolos también son de carne y hueso.

LO MALO

1. La Final quedó a deber en lo futbolístico. El torneo se acabó desde hace dos semanas. Sin América, Cruz Azul, Chivas y Pumas, la Liguilla es tan divertida como un funeral. Duela a quien le duela.

2. ¿Y el Pachuca? De plano pasó de noche y en su casa en la Final. Los Tuzos exageraron en eso de cuidar su arco y pagaron muy caro la cobardía. Pasarán a la historia por no haber metido ni las manos.

3. Enrique Meza se equivocó, así de fácil. La experiencia del timonel no es objeto de juicio, pero sí su capacidad para no saber modificar cuando el León se le comenzó a subir a las barbas.

4. Se concreta la venta del Cruz Azul Hidalgo para convertirse en Zacatepec. ¿De dónde saca el gobernador Graco Ramírez para comprar dos equipos en un año y encima remodelar un estadio?

5. La Segunda División es el calabozo de la Liga MX, el nido de ratas donde nadie baja, con el que nadie se mete, así que los hechos violentos en la final de la rama entre Tlaxcala y Coatzacoalcos serán simple anécdota.

 

ricardo.magallan@milenio.com

twitter@rmagallan77