De oficio reportero

De oficio reportero

LO BUENO

1. Al América le sigue pasando factura la sobre actividad de las últimas semanas. Y qué tan bien anda este equipo que así, con el freno de mano metido, se calificó a la semifinal y continúa firme en su objetivo del bicampeonato.

2. Oribe Peralta volvió a anotar, no se cansa y, con ello, Santos Laguna sigue firme. Pareciera que de la mecha que le quede al goleador será la supervivencia de los de Torreón. Así que la larga vida parece destino verdiblanco.

3. León es un equipo violento, espectacular. Dentro de los cuartos de final, el cuadro dirigido por Gustavo Matosas fue el que dio el show. Y por mucho. Los esmeraldas juegan bonito y bien, algo difícil de comulgar en fases definitorias.

4. Toluca dio cátedra de cómo jugar una Liguilla en la serie ante Cruz Azul. Matando en casa al rival, los de la capital mexiquense supieron llevar el partido de vuelta al ritmo que quisieron, calificándose a las semifinales.

5. Era ésta o ninguna para la UdeG, que en Liguillas pasadas se había quedado en la orilla. Hoy, los tapatíos tienen medio boleto del ascenso en la bolsa poniendo a soñar con que otro de los de mayor tradición puede regresar a Primera.

LO MALO

1. Ni siquiera el sentimiento de impotencia, la inmensa vergüenza justifica a los aficionados de Cruz Azul que invadieron la cancha de su estadio consumada la eliminación de su equipo. La barbarie no va con el deporte.

2. Hay maneras de caer, y Cruz Azul decidió elegir la peor, la más vergonzante para sumar una temporada más de fracasos, desazón y harta vergüenza para su afición. Los celestes fueron borrados, ni las manos metieron.

3. Otros que murieron sin meterle corazón fueron los Tigres. El equipo universitario tembló ante el diezmado América, dejando ir una oportunidad dorada de hacer olvidar una temporada más gris que de brillo.

4. Monarcas se desbarató horrible. Su debacle viene desde la recta final de la fase regular, pero alcanzó su clímax en la Liguilla y terminó siendo eliminado de manera fea, borrando cualquier imagen de buen trabajo de Carlos Bustos.

5. Lo de Necaxa es maldición. El equipo de Aguascalientes era favorito y las condiciones estaban puestas para campeonear, pero en 180 minutos no supo cómo ponerle hielo al rival todo corazón que se le plantó enfrente.

ricardo.magallan@milenio.com

twitter@rmagallan77