Contragolpe

Viene la primera vacilada boxística del año

El boxeo desde hace tiempo se ha convertido en un reality show como lo conocemos en México donde muchas de las acciones son una farsa. Lo anterior viene a cuento por el montaje que protagonizaron en la semana el Globo de la TV, o sea el Canelo Álvarez, su inestable representante y Julito. Es puro cuento, la pelea está acordada desde octubre del año pasado. La firma es lo de menos. Se planea realizar en el mes de mayo. En términos generales será una pelea que poco valor deportivo tendrá. Boxísticamente será de poco interés aunque no puedo soslayar el impacto mediático. Ambos durante toda su trayectoria han sido protegidos por sus respectivos representantes con rivales de dudosa calidad con sus contadas excepciones y las podemos enumerar pelea por pelea pero sería ocioso. Esta contienda debió realizarse entre el 2009 o 2010 cuando los dos estaban en plenitud boxística porque en la actualidad ninguno ofrece la certeza de dar un peso reglamentario. No lo dan. Tendrán que concertarlo. Hablan de un límite de 164 libras, es decir, entre la categoría mediano y supermediano. Repito como límite, es decir, a lo hora de la ceremonia del peso. Sin embargo, al momento de subir al ring, sin ninguna duda, llegarán en peso semicompleto y crucero. Estamos hablando de dos mastodontes enanos. Lo que no asegura ni velocidad ni punch. No obstante, llamará la atención porque Julio mayor ya inició vociferaciones publicitarias. La carrera del Canelo hasta 2009 fue ascendente con rivales altamente competitivos para luego degenerarla en el 2010 con oponentes viejos y maltrechos como el burdo caso Carlos Baldomir a quien sacaron del retiro; por el otro lado, Julito caminó prácticamente por el mismo sendero de la protección sin ningún rival de cuidado. Por el otro lado, les adelanto que la tan cacareada pelea entre Canelo y Gennady Golovkin tendrá que llevarse a cabo en diciembre con sede por definir. HBO, la empresa televisora propietaria de los derechos de ambos, se cansó de tanta habladuría y amagos de negociaciones luego de un estudio de rating se determinó que “GGG” Golovkin es el primer lugar, luego el Canelo Álvarez, enseguida Sergey “Krusher” Kovalev, luego André Ward y finalmente en la quinta posición Román “Chocolatito” González. Un alto ejecutivo de la empresa de origen latino mencionó que no van atentar contra sus intereses al dejar que no se pongan de acuerdo representantes, al final, “ambos son peleadores de la empresa, por lo tanto, la función la vamos organizar”. 

delacruzraul@hotmail.com