Contragolpe

Radio Universidad y la libertad de expresión

Este viernes 30 de mayo, Radio Universidad cumplió 40 años de existencia. Me refiero a ella porque fue parte fundamental en mi vida periodística. A través de la emisora forjé y preservé grandes amistades por medio de diversos proyectos periodísticos. Todavía recuerdo el día que llegué por primera ocasión por invitación de mi entrañable amigo José Díaz Betancourt. La misión era monumental porque precisábamos crear un noticiero que compitiera con la radio comercial. Nuestros recursos eran solamente nuestra creatividad ya que sólo contábamos con dos Olivetti y las subscripciones de los periódicos. Por fortuna llegamos gente comprometida con la chamba; Gerardo Rico Cervantes y Jaime Barrera como reporteros, Pepe Díaz como conductor y Beto Rosas como productor. Posteriormente se integró Alejandra Xanic como conductora y nada más. En lo personal me correspondió marcar pauta en la información deportiva con mis segmentos en todos los noticieros; enseguida iniciamos la aventura del programa de radio con la producción del Negro Guerrero bajo el nombre Línea Deportiva. No recuerdo cuantos años transmitimos pero fueron más de 10; posteriormente propusimos la transmisión en vivo de diversos eventos deportivos y fue así como iniciaron los transmisiones de los partidos de basquetbol de los Leones Negros, que dicho sea de paso, fueron bicampeones del Circuito Mexicano de Basquetbol. En esta empresa me acompañaron Francisco Aguiar y Manuel Trujillo Soriano quien a pesar de trabajar en Notisistema, lo rescaté y resultó ser un excelente narrador. Tal fue el éxito de las transmisiones que “obligamos” a la radio comercial interesarse por el equipo de basquetbol. Hubo un momento dado en que tres radiodifusoras se involucraron en las transmisiones. La radio universitaria siempre ha sido un talismán para el deporte universitario porque desde que se iniciaron las transmisiones los resultados han sido positivos. Luego transmitimos los partidos de futbol del Bachilleres quienes lograron el ascenso a la Primera A y con esas transmisiones llegaron gente nueva como Víctor González, que hoy narra para Televisa, e Iván Sánchez narrador de la DK; En la nueva época de Leones Negros en el futbol uno de mis principales intereses era de que Radio UdeG estuviera en las transmisiones, el primer torneo no se logró pero para el segundo torneo  acordamos con la DK transmitir conjuntamente. Desde que regresaron los Leones Negros la radio estuvo presente y también fue un talismán porque al final de cuentas se logró el campeonato y por consecuencia el ascenso a la Primera División. Un aspecto importantísimo fue siempre tuve una gran apertura, jamás me censuraron. Un ejemplo de libertad de expresión. Felicidades Radio Universidad.

 

delacruzraul@hotmail.com