Postdata

Incapaces de ligar dos aplausos seguidos

Hablemos de números, algo que no puede dejarse de lado nunca en el futbol. ¿Qué explica que la selección mexicana de futbol pueda ir a Vancouver y ganar tres goles a cero a Canadá, y cuatro días después, de locales, con el pleno apoyo de su público, apenas pueda ganarle dos a cero ese mismo rival?

Hablemos de juicios y sensaciones, otros conceptos fundamentales en este deporte. El equipo dirigido por Juan Carlos Osorio fue abucheado en varias ocasiones durante el segundo tiempo debido a la pachorra y desidia que exhibieron sus jugadores, incapaces de profundizar, nulos en su idea de hacerle más daño al rival.

¿Por qué la selección nacional se muestra tan incapaz de ligar dos aplausos seguidos? ¿Es imposible registrar una actuación que supere a la anterior?

Si todo esto lo provocaron los cambios en la alineación que ordenó Osorio del viernes al martes, que desprecio a su propio público.

Esto se tiene que decir.